Importación de combustibles se facilitaría vía Zonas Económicas Especiales (+ pico y placa semanal)

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Importación de combustibles se facilitaría vía Zonas Económicas Especiales (+ pico y placa semanal)



A través del uso de dos instrumentos legales, la Ley Antibloqueo y la de Zonas Económicas Especiales, el gobierno se estaría planteando una flexibilización amplia de las importaciones de combustible, en función de aliviar la escasez ya crónica de carburantes en el país, con un nuevo esquema de precios que supone una disminución del subsidio al precio de la gasolina.

Fuentes del sector petrolero indican que, aparte del esfuerzo que Pdvsa está haciendo para recuperar la capacidad de producción de combustibles, el Ejecutivo entiende que es necesario introducir reformas importantes al funcionamiento del mercado.

De permitir la importación de gasolina se ha hablado desde mayo de 2020, cuando el presidente Nicolás Maduro puso en vigor un histórico nuevo esquema de precios que, en la práctica, acabó con el combustible barato en Venezuela, salvo el diésel para el transporte, pues el acceso a gasolina con precios subsidiados requiere hacer colas que pueden durar días.

El pasado 6 de julio, se informó que la refinería de Cardón, parte del Complejo Refinador Paraguaná, estará paralizada por mantenimiento por un lapso estimado de 8 o 9 semanas.

De acuerdo con las cifras ofrecidas por el dirigente sindical Iván Freites, Cardón produce 60.000 barriles de los 80.000 barriles diarios de gasolina que están saliendo de las refinerías nacionales, lo que significa que la oferta ya precaria de combustible se reducirá 75%.

La inestabilidad con la que vienen operando las plantas procesadoras es un problema fundamental que Pdvsa no ha podido resolver, debido básicamente a la escasez de recursos humanos calificados en la cantidad necesaria y de repuestos que deben ser adquiridos en el exterior.

El problema fundamental es que en el seno del gobierno permanece la resistencia a realizar una reforma integral de la Ley de Hidrocarburos, que flexibilice de manera formal los esquemas de negocios del sector, para darle institucionalmente más participación al sector privado.

A los estados fronterizos llegan cargamentos de gasolina y diésel que se distribuyen a 2,5 o 3 dólares por litro, especialmente en las regiones donde se concentra la producción agropecuaria, especialmente afectada por la escasez de estos productos, vitales para el desarrollo de la producción de alimentos.

En Caracas crecen las colas en las estaciones de servicio que venden gasolina subsidiada, no solo porque hay menos oferta de combustible, sino porque se ha reducido el número de establecimientos que expenden a precio preferencial.

En Zulia, Bolívar, Nueva Esparta, Mérida, Portuguesa, Apure, Aragua, Barinas y Lara la situación es desesperante, según indican reportes en redes sociales, aunque la escasez es un fenómeno nacional.

A continuación el esquema de suministro de gasolina que rige para esta semana de cuarentena radical, publicado por el Ministerio de Petróleo:


Síguenos en nuestro Telegram, Instagram, Twitter, Facebook y recibe de inmediato los hechos noticiosos y análisis tal como están ocurriendo.

Te podría interesar también