Explosión en mejorador de Pdvsa y Chevron pone más presión a la crisis petrolera

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Explosión en mejorador de Pdvsa y Chevron pone más presión a la crisis petrolera



Como dice el refrán «cuando el pobre lava, llueve».

La empresa conjunta venezolana PetroPiar de Pdvsa y Chevron suspendió las operaciones de mejora de crudo pesado luego de una explosión en la tubería, según tres trabajadores petroleros de la instalación, informa la agencia especializada Argus Media.

La planta ha reanudado las operaciones parciales y está volviendo a subir lentamente su volumen de producción a un nivel no especificado.

Las unidades de procesamiento de azufre e hidrógeno en el mejorador de crudo pesado, con capacidad para 190.000 barriles diarios resultaron dañadas en la explosión, lo que provocó la liberación de emergencia de gas de sulfuro de hidrógeno y la evacuación de todos los trabajadores.

PetroPiar es el único de los cuatro mejoradores de crudo pesado que está actualmente en operación. La planta reinició la conversión de petróleo pesado Orinoco en un crudo sintética Hamaca, de mayor valor comercial, a principios de este año, luego de varios meses dedicada a la producción de la variedad Merey 16, que es un crudo mezclado con petróleo liviano.

No hubo informes sobre heridos, pero un funcionario del sindicato petrolero en el Complejo de Jose, estado Anzoátegui, dijo que los trabajadores de PetroPiar carecen de equipos de seguridad esenciales, incluidos los de protección del rostro.

Chevron tiene una participación de 30% en esta empresa mixta y se movió eficazmente para conseguir la extensión de su licencia para permanecer en Venezuela, la cual vence en abril; sin embargo, ante la amenaza de una escalada de las sanciones estadounidenses contra la administración de Nicolás Maduro, los analistas locales y estadounidenses son, en general, escépticos sobre una nueva renovación.

Venezuela padece diversos impactos derivados de las malas políticas gubernamentales, agravados por las sanciones estadounidenses, en su industria petrolera, pero lo fundamental es una caída de producción que supera 1.500.000 barriles por día, lo que deja sus exportaciones rentables en alrededor de 350.000 b/d. Actualmente, enfrenta además una severa contracción de los precios petroleros.

De acuerdo con diversas fuentes, el poco crudo venezolano que logra salir a los mercados se está vendiendo entre 14 y 16 dólares por barriles. Estas cifras representan un excedente de apenas dos dólares sobre el costo teórico promedio de producción que se estima para Venezuela, en el peor escenario. Ya analistas, como el profesor Rafael Quiroz Serrano, han advertido que Pdvsa corre el riesgo de comenzar a vender a pérdida, si los precios no comienzan a repuntar rápidamente.

Te podría interesar también