Argentina coloca deuda en el mercado local por US$366,4 millones

// EFE

Argentina coloca deuda en el mercado local por US$366,4 millones



Argentina colocó este lunes en el mercado doméstico letras del Tesoro en moneda local por un total de 25.373 millones de pesos (366,4 millones de dólares), informaron fuentes oficiales.

Según precisó el Ministerio de Economía en un comunicado, para la licitación de hoy se recibieron 216 órdenes de compra con ofertas por 26.816 millones de pesos (387,2 millones de dólares).

Por un lado, se colocaron letras con vencimiento el 13 de julio y una tasa nominal anual del 28,52 % por un total de 13.000 millones de pesos (187,7 millones de dólares).

También se adjudicaron 5.495 millones de pesos (79,3 millones de dólares) en letras con vencimiento el 13 de agosto y un rendimiento nominal anual del 29,29 %.

Asimismo, se colocaron letras con vencimiento el 28 de agosto por 4.316 millones de pesos (62,3 millones de dólares) y otras con plazo el 13 de octubre próximo por un total de 2.562 millonees de pesos (36,9 millones de dólares).

La de hoy es la segunda de las cuatro colocaciones locales que el Tesoro planea realizar durante mayo.

La semana pasada, Argentina, afectada por una grave recesión, logró captar con una de estas operaciones 16.851 millones de pesos (243,3 millones de dólares).

Desde que el peronista Alberto Fernández asumió la Presidencia de Argentina a finales de 2019, el país suramericano realizó en el mercado doméstico varias operaciones, o bien para canjear títulos por otros con mayor plazo, o bien para obtener fondos para aplicarlos a la cancelación de los sucesivos vencimientos de intereses y capital que debe afrontar este año.

La operación de hoy se realizó pocas horas después de que el Gobierno extendiera hasta el 22 de mayo el plazo para que acreedores privados adhieran a la oferta que Argentina lanzó hace poco más de tres semanas para reestructurar bonos de legislación extranjera por 66.239 millones de dólares.

El plazo de aceptación caducaba inicialmente el pasado viernes, pero Argentina decidió prorrogarlo con miras a lograr un acuerdo con los tenedores de bonos.

Hasta ahora, las conversaciones con los acreedores han sido duras.

El Gobierno de Fernández ha insistido en que Argentina no tiene más margen para mejorar su propuesta aunque asegura que está dispuesto a escuchar a los tenedores de bonos si estos tienen propuestas alternativas que pasen la «prueba del sentido común».

Te podría interesar también