Torino: Apagón del 7 de marzo deja pérdidas por $1.000 millones en Venezuela

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Torino: Apagón del 7 de marzo deja pérdidas por $1.000 millones en Venezuela



La interrupción del Sistema Eléctrico Nacional el 7 de marzo que derivó en el apagón más prolongado de la historia de Venezuela, dejó pérdidas por $1,03 millardos o una caída de 1,05% del PIB, de acuerdo con cálculos de Torino Economics.

En su más reciente reporte titulado Venezuela a oscuras, estima las pérdidas económicas por el apagón que en promedio duró cuatro días.

Torino Economics emplea una metodología basada en la cuantificación de los efectos directos de la parálisis de diversos sectores de la economía. La conclusión clave es que la suma de los costos indirectos y las pérdidas permanentes sugiere que las pérdidas totales ascendieron a $1,03 millardos, lo que se traduce en una caída adicional de 1,05% en el PIB con respecto a la ya esperada contracción de 27,4% del PIB para 2019.

En el informe, se indica que, aunque los bajos niveles de operación en el sistema termoeléctrico son un problema de larga data, una de las razones que contribuyó a la crisis fue la baja disponibilidad de gas y diésel como consecuencia tanto de la disminución de la producción de Pdvsa como a las sanciones adoptadas el 28 de enero por Estados Unidos y que impidieron la compra de derivados petroleros a entidades con sede en ese país.

Asimismo, apunta que estas sanciones probablemente también dificultaron mucho más la importación de equipos
tradicionalmente suministrados por proveedores con sede en los EEUU.

Francisco Rodríguez, economista jefe de la firma sostiene: “En la medida en que la industria petrolera no pudo reemplazar sus generadores, comenzó a aprovechar la red eléctrica del país con mayor intensidad, lo que contribuyó a la sobrecarga del sistema”.

El informe de Torino también recoge cómo la situación afectó gravemente la vida cotidiana en el país: el transporte público, el suministro de combustible, las operaciones en los puntos de venta, las comunicaciones, la refrigeración de
productos alimenticios y la iluminación se vieron seriamente limitados. Las deficiencias en la atención médica
también cobraron un alto precio.

Te podría interesar también