¿Qué significa la activación del artículo 350 anunciada por la MUD?

// Banca y Negocios @bancaynegocios


Este martes 20 de junio la Unidad Democrática anunció, por medio de un comunicado leído por el presidente de la Asamblea Nacional, Julio Borges, la activación del artículo 350 de la Constitución y la realización de una protesta nacional permanente y simultánea en todo el territorio hasta lograr el restablecimiento del hilo constitucional y el llamado a elecciones generales para la renovación de todos los poderes públicos.

Este hecho sin precedentes también busca prevenir la realización de elecciones a la Asamblea Nacional Constituyente, pautadas por el Consejo Nacional Electoral para el próximo 30 de julio.

Aunque no está claro aún cuál es la aplicación práctica ni cómo se traducirá a nivel de calle esta decisión de la cúpula opositora, apoyada por representantes de todos los partidos y fuerzas que la integran de manera unánime, sí existen algunos indicios sobre lo que podría venir en consecuencia.

¿Qué es el artículo 350?

Utilizado como consigna bajo diversas situaciones, considerado en ocasiones como una solución definitiva a la crisis institucional del país, el artículo 350 de la Constitución establece que «el pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad, desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos».

Este artículo está estrechamente ligado al 333, según el cual la Constitución «no perderá su vigencia si dejare de observarse por acto de fuerza o porque fuere derogada por cualquier otro medio distinto al previsto en ella. En tal eventualidad, todo ciudadano investido o ciudadana investida o no de autoridad, tendrá el deber de colaborar en el restablecimiento de su efectiva vigencia«.

El diputado Freddy Guevara, una de las figuras de mayor actividad en la actual etapa de manifestaciones masivas que ya supera los 80 días de protestas, indica que el 350 se traduce en «el desconocimiento activo del régimen y su Asamblea Constituyente» mientras que el 333 significa «calle hasta lograr la restitución del orden constitucional«, con nuevos poderes y nuevo gobierno. En rueda de prensa al mediodía de este martes además habló de un «proceso de rebelión democrática masivo e irreversible».

A través de un video publicado en su cuenta de Twitter, Guevara afirmó que los ciudadanos deben activar la desobediencia a nivel de las diferentes organizaciones sociales, gremios, comunidades y comandos en defensa de la Constitución, para prevenir que los centros electorales puedan ser utilizados para la realización de elecciones a la Constituyente. En segundo lugar, las bases impulsarían el inicio de un proceso de renovación de los poderes públicos.

«Debemos organizarnos desde ahora para la protesta nacional indefinida antes del 30 de julio» sostuvo Guevara, aclarando que «la calle tiene que seguir», y que se mantendrán las actividades de protesta, sin prevenir al gobierno sobre las modalidades a adoptar.

Más tarde, en una rueda de prensa formal convocada por la MUD en que se anunciaron las nuevas acciones de calle para esta semana, Guevara profundizó al explicar que, tal como indica el artículo 333 de la constitución, se plantea que la población «asuma el desconocimiento del régimen» encabezada por la Asamblea Nacional y con el respaldo mayoritario de la comunidad internacional.

Sin embargo, aclaró que en cuanto a la ejecución de este mecanismo no se va a alertar al Gobierno sobre los planes concebidos en esta «fase decisiva», pero sí se exhorta a los ciudadanos organizados a rechazar los planes de desarrollar la Constituyente y a estar alertas ante el llamado a la protesta nacional permanente, que debe concretarse antes del 30 de julio. Sobre esta última modalidad, admitió que en otras oportunidades se le ha llamado «calle sin retorno» entre otros nombres, y que combinará todos los mecanismos de protesta no violenta existentes hasta lograr la restitución del orden constitucional.

Dudas y otras consideraciones

El activista político Julio Jiménez, también conocido como «Julio Coco» participó ayer en  una asamblea pública realizada en Bello Monte, en Caracas, en la que interactuó con la comunidad, respondió preguntas y realizó propuestas para la resolución de la crisis política e institucional del país.

En su opinión, la interpretación del artículo 350 puede caer en un «cliché» y como artículo constitucional no se trata de algo que pueda activarse o desactivarse, sino de un hito legal que simplemente existe. Jiménez considera que todos los procesos de rebelión política desde la Revolución Francesa son supraconstitucionales, «no son legales» y están basados en el derecho natural.

Puntualiza además que todas las demandas de la MUD al Gobierno implican el desconocimiento de la actual administración y la necesidad de renovación, pero advierte que «el poder es de quien lo usa» y no de quien lo tiene, por lo que debe haber acciones efectivas. En particular, enfatiza que de acuerdo con el pacto de San José, del cual Venezuela es firmante, se puede activar un proceso electoral bajo la supervisión del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para evitar una Guerra Civil, pero que la oposición no ha querido exponerlo en esos términos.

Mientras tanto, el presidente de la Asamblea Nacional, Julio Borges, hizo un llamado formal a los miembros de la Fuerza Armada para que salgan en defensa de la Constitución y en rechazo a la Constituyente, un exhorto que hasta el momento no ha recibido respuestas.

Lo anterior forma parte de la información que circula hasta los momentos con respecto a la activación del artículo 350 y sus consecuencias y objetivos, un proceso que se irá actualizando a medida que se desarrollen los hechos.

Te podría interesar también