Producción mundial de vino cae 5% tras desplomarse en Sudamérica

// EFE


La producción mundial de vino disminuirá este año un 5% respecto a 2015, hasta llegar a los 259 millones de hectolitros, con Sudamérica como escenario de la principal bajada porcentual a causa del mal clima, según las estimaciones que revela hoy la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV).

La producción mundial en este último período -que en 2015 alcanzó los 275 millones de hectolitros- sería así una de las más escasas desde el año 2000, según la OIV.

En Suramérica, la producción general sufrirá un descenso notable debido a «un fuerte impacto de los eventos climáticos», detalla la OIV.

La mayor caída se registra en Argentina, donde se calcula que la producción se reduzca un 35 % hasta los 8,8 millones de hectolitros, por lo que cede su puesto de principal productor de la región a Chile, que tendrá 10,1 millones de hectolitros pese a una bajada del 21 %.

Brasil podría ver un recorte de un 50 % en su producción, que llegará hasta los 1,4 millones de hectolitros.

Italia conserva el liderato mundial de los países productores de vino con 48,8 millones de hectolitros estimados, aunque su producción experimentará un descenso del 2 % en relación al pasado año.

El segundo puesto lo ocupa Francia cuya producción estimada alcanzará los 41,9 millones de hectolitros (-12 %).

España, en el tercer lugar, vuelve a crecer un 1 % y su producción podría alcanzar los 37,8 millones de hectolitros.

Con una estimación de 22,5 millones de hectolitros (+2 %), Estados Unidos vuelve a aumentar por tercer año consecutivo y mantiene su cuarto lugar en producción mundial.

Mientras, otros países que registrarán descensos son Alemania y Portugal con 8,4 y 5,6 millones de hectolitros, respectivamente (-4 % y -20 %), y Sudáfrica con 9 millones de hectolitros (-19 %).

El informe de la OIV añade que Rumanía y Grecia experimentarán aumentos del 37 % y el 2 %, respectivamente (4,8 y 2,6 millones de hectolitros).

Australia verá un ligero aumento del 5 % (12,5 millones de hectolitros) y Nueva Zelanda alcanzaría su registro histórico de 2014 con una producción de 3,1 millones de hectolitros (+34 %).

La OIV es una entidad de carácter científico y técnico dedicada al análisis mundial del cultivo, crecimiento y producción de la vid.

Te podría interesar también