Moody’s: Latinoamérica afrontará una mayor restricción crediticia el próximo año

// EFE


Las empresas latinoamericanas afrontarán unas condiciones de crédito más restrictivas en los próximos 12 meses debido al escaso crecimiento económico global, los bajos precios del petróleo y el aumento de la aversión al riesgo, según las previsiones de la agencia de calificación de riesgos Moody’s.

La directora de finanzas corporativas para Estados Unidos y Latinoamérica, Paloma San Valentín, ha explicado hoy en una conferencia que las empresas de la región tendrán más dificultades para financiarse por factores macroeconómicos como la desaceleración china, la caída de los precios de materias primas, la posible subida de los tipos de interés en EEUU y la volatilidad en los mercados financieros.

Ha señalado también que la elevada inflación en algunos países y la depreciación de las monedas latinoamericanas provocan que las economías tengan menos capital disponible para la inversión productiva, lo que rebaja la calidad crediticia de las empresas.

Asimismo, ha recordado que los flujos de capital extranjero hacia Latinoamérica son muy bajos, ya que han descendido considerablemente desde 2013.

Por otra parte, ha destacado que el volumen de emisión de deuda corporativa bajó un 40 % en 2015, mientras que los intereses que se pagan por dicha deuda (en dólares) han subido hasta el 8%.

En cuanto a la tasa de incumplimiento del pago de deuda de las empresas, Moody’s estima que se mantendrá por encima del 5% durante el próximo año, debido al deterioro en la actividad petrolera y minera y a la baja liquidez en los sectores de la construcción y el acero.

Además, prevé un crecimiento ligeramente superior al 1 % para el conjunto de la región en 2016, con una caída del 3,7% de la economía brasileña y del 1,5% de la argentina, frente al crecimiento esperado del 2,6% para los países del G20.

Por otro lado, ha afirmado que las empresas de Chile, México y Perú tienen un menor grado de vulnerabilidad frente a los factores externos, mientras que las de Argentina y Brasil presentan una mayor fragilidad.

Además, espera que la recuperación económica en EEUU pueda beneficiar a la economía mexicana, para la cual estima un avance del PIB del 2,5% en 2016 y 2017.

San Valentín ha explicado que los sectores con mayor riesgo de liquidez en Latinoamérica son precisamente los más afectados por la caída de los precios del crudo y la desaceleración china, como el del petróleo y el gas, la minería y la metalurgia.

Por el contrario, ha señalado que el sector de la pulpa y el papel, y el agroalimentario son más competitivos y cuentan con una demanda más estable y, por consiguiente, presentan mejores condiciones de crédito.

Te podría interesar también