La ONU y banco CAF acuerdan financiar $350 millones para paliar crisis eléctrica en Venezuela

// Banca y Negocios @bancaynegocios

La ONU y banco CAF acuerdan financiar $350 millones para paliar crisis eléctrica en Venezuela



El banco de desarrollo de América Latina (CAF) y las Naciones Unidas buscan proporcionar financiamiento al gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro, para mejorar el suministro de electricidad en la nación afectada por la crisis que sufre apagones crónicos, bajo un mecanismo humanitario que necesita el aval del Parlamento opositor.

Los legisladores en el congreso de Venezuela propusieron un mecanismo de financiamiento bajo el cual busca autorizar a CAF el préstamo de $350 millones para realizar mejoras en el sector eléctrico en dificultades, con el Programa de Desarrollo de la ONU llevando a cabo las inversiones.

Pero la propuesta ha creado una profunda división dentro de la oposición del país entre quienes dicen que proporcionará asistencia humanitaria y quienes se oponen porque proporcionará nuevos fondos para el gobierno de Maduro, que es ampliamente acusado de corrupción y mala gestión.

«El proyecto es un préstamo de CAF a la República Bolivariana de Venezuela que es solicitado por el Ministerio de Finanzas y debe ser aprobado por la Asamblea Nacional», escribió un funcionario de la ONU en una respuesta por correo electrónico a las preguntas de Reuters.

La CAF en una respuesta por correo electrónico a las preguntas, confirmó que el préstamo irá al gobierno de Venezuela.

No se transferirán fondos a las autoridades eléctricas estatales, dijo el funcionario de la ONU, y el mecanismo de financiación tiene un sistema de controles y equilibrios «para garantizar que los recursos solo se usen para este propósito».

Aunque el monto es relativamente pequeño, su aprobación podría allanar el camino para que Maduro reciba financiamiento internacional adicional en el futuro. Con el tiempo, eso podría socavar los efectos de las sanciones de Estados Unidos, que impiden a los ciudadanos estadounidenses prestar dinero a Maduro como parte de un esfuerzo por sacarlo del poder.

El proyecto de ley para la propuesta no describe las condiciones financieras del préstamo, que generalmente se proporcionan a la legislatura antes de que se apruebe dicho financiamiento.

Los 350 millones de dólares serían los primeros recursos que un ente multilateral como la CAF aprobaría para obras públicas venezolanas tras las medidas del gobierno de Donald Trump, que intentan presionar por la salida de Maduro del poder.

El préstamo no viola las sanciones de Washington porque se entrega por razones humanitarias, indicaron fuentes que conocen el caso.

Lea el artículo completo de Reuters aquí

Te podría interesar también