Inter vendió hasta 4.500 decodificadores en menos de una semana tras salida de DirecTV

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Inter vendió hasta 4.500 decodificadores en menos de una semana tras salida de DirecTV



La popular cableoperadora venezolana, Inter, no dejó de aprovechar la oportunidad de escalar ante la salida de DirecTV en mayo de 2020. Tanto así que, vendió en menos de una semana 4.500 decodificadores; lo que costaba en un año comercializar.

Al quedarse sin inventario, la compañía selló una alianza con empresarios locales y llegó a pedir a China un arsenal de equipos tecnológicos, pese a las restricciones aéreas y marítimas por el contexto pandemia del coronavirus (COVID-19).

“Pero en cuestión de semanas teníamos cientos de miles de decos en Venezuela, así que salimos a atender el mercado que había quedado desatendido. Y llegamos a cifras que ni soñábamos”, aseguró Marcos Baptista, vicepresidente de operaciones de Inter.

La decisión de AT&T dejó en shock a la directiva de Inter, sin embargo, los motivó a mover rápidamente sus fichas del tablero para capitalizar la ausencia del líder del sector. «Todo in house», porque desde hace años no tienen oficialmente una agencia publicitaria que los represente.

“Un componente importante de esta historia es que DirecTV había desarrollado todo un ecosistema de agentes autorizados. Y a partir de esa experiencia tan bonita, nosotros desarrollamos un sistema similar para la comercialización de los equipos con cuatro componentes: distribuidores, agentes autorizados, Inter y televisión”, explicó a la revista digital Producto.

Baptista no reveló cifras. Su servicio de televisión satelital llegó a multiplicarse por 5, que de manera repentina se paralizó por completo desde el pasado 15 de diciembre de 2020.

Porque ese día, el sustituto de DirecTV, Simple TV, encendió su señal y registró el ingreso de 700.000 personas en su plataforma, según confirmó María Elisa Álvarez, directora de mercadeo y comunicaciones de Simple TV, en entrevista para la revista Producto. En enero llegó a un 1.300.000 suscriptores. Y en marzo contabilizó los 2 millones de usuarios y recuperó el liderazgo del mercado que tenía DirecTV y había pasado a manos de Inter.

“No fue una sorpresa para nosotros”, reflexiona Baptista. “Sabíamos que en algún momento eso podía pasar. Pero lo que sí fue una sorpresa es que sucediera tan rápido. Y el golpe más fuerte es que viniera gratis”, agrega refiriéndose a los cuatro meses de servicio que Simple TV y Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Connatel) acordaron regalar a los usuarios para compensar la ausencia de DirecTV.

Por ese motivo, las ventas se detuvieron y, por ende, cundió el pánico entre quienes invirtieron en los nuevos decos.

– «No ha sido tan simple» –

El subidón de Simple TV no ha sido tan simple, advierte la cabeza de mercadeo y comunicaciones de la compañía. Ante la salida de DirecTV de la señal, de cero les tocó construir la estructura del negocio junto con la agencia publicitaria Concept MacCan.

El logo y el resto del paquete gráfico lo diseñaron a partir del de Simple Móvil de Chile, la compañía de Óliver Flögel, quien forma parte del paquete accionario de Simple TV, junto con Alexander Elorriaga, Jacopo Bracco y Pablo Echart. Solo que en lugar de rosado, se usó la paleta de colores de Directv: azul, gris y blanco.

Y la plataforma digital fue concebida junto con Scale Capital, la empresa de fondos de inversiones en el área tecnológica, medios y telecomunicaciones propiedad de Jacopo Bracco, que adquirió los activos y pasivos de Directv en Venezuela. Se supone que los clientes solo tenían que entrar, registrarse, pagar su plan, y salir.

Es verdad que la caja registradora no ha dejado de sonar. El problema es que en estos tres meses los problemas no dejaron de aparecer y las quejas de los clientes se multiplicaron.

De acuerdo con la revista Producto, se invirtieron al menos unos 800.000 dólares en publicidad durante los primeros seis meses, según reveló Álvarez.

Casi 1 millón de dólares en cuñas en canales de televisión abierta (Venevisión y Televen a la cabeza), televisión por suscripción, radio nacional y regional (Unión Radio como cliente número uno), y campañas directas con apoyo de influenciadores, con Román Lozinski y el periodista deportivo Alfonso Álvarez “Ponti” a la cabeza.

Te podría interesar también