spp_header_1
spp_header_2
26/01/2024 02:29 PM
| Por Nayrobis Rodríguez

#Exclusivo Retroactividad laboral pone en jaque ajustes de salarios en el sector privado

#Exclusivo Retroactividad laboral pone en jaque ajustes de salarios en el sector privado

Con un salario de 200 dólares al mes y un bono de alimentación de 30 dólares, Albanella Hernández confiesa que no es mucho lo que puede hacer.

Para ella, una madre soltera de 24 años que tiene a cargo un hijo de dos años, las posibilidades de cubrir todas sus necesidades con lo que devenga, como vendedora en una franquicia nacional de comida, son muy limitadas.

“Es más de lo que ganaría si trabajara en el sector público, pero es menos de lo que necesito para cubrir lo básico”, se lamentó.

El dinero que gana se diluye, principalmente, entre alimentos, cosas básicas para su hijo y transporte, ya que al vivir en casa de sus padres, no paga alquiler.

“Comprar ropa, consultas médicas, algunas medicinas y sacar a mi hijo a recrearse a algún lugar, son cosas que difícilmente puedo hacer”, relató.

Brecha salarial

En Venezuela existe una brecha significativa entre el salario que perciben los trabajadores que están en la administración pública y los que prestan servicios en el sector privado, cuyos sueldos son significativamente más altos que en el sector público.

Las remuneraciones en el sector privado oscilan, según la más reciente actualización del Observatorio Venezolano de Finanzas (OVF) en el cuarto trimestre de 2023, los gerentes devengaron US $447, los profesionales y técnicos US$290 y los obreros US$ 185 mensuales.

De estas tres categorías salariales, solo una categoría alcanzó el ingreso para adquirir la canasta alimentaria valorada 396 dólares al concluir 2023.

Sin embargo, el Ejecutivo nacional anunció, el 17 de enero de 2024, el incremento del denominado ingreso mínimo integral en US$ 100, ha habido cuestionamientos en relación a la posibilidad de ajustes salariales en el sector privado.

“No lo descarto”, comentó Erick Sevillano, propietario de un supermercado mediano, situado San Bernardino, en Caracas y con 15 empleados a su cargo, “pero se debe considerar todo lo que eso implica, con pasivos laborales, que se incremente el volumen de ventas y muchos aspectos más”, dijo al ser consultado.

#Exclusivo Retroactividad laboral pone en jaque ajustes de salarios en el sector privado

El tema y la gran discusión es sobre el impacto financiero del pasivo laboral, porque por ejemplo una persona que gana unos cientos de dólares, el pasivo laboral puede escalar a más de 1.000 o 2.000 dólares anuales, dice el economista Aldo Contreras.

Sector privado: La situación con pasivos laborales

La situación parece compleja para que el sector privado incremente los sueldos, según indica el economista, asesor financiero y docente de la Universidad de Los Ándes (ULA) Aldo Contreras, quien apuntó que la traba principal para esto podría ser la acumulación de pasivos laborales.

“El mejor pagador es el sector privado y de eso no hay dudas», dice Contreras.

Pero, el tema y la gran discusión es sobre el impacto financiero del pasivo laboral, porque por ejemplo una persona que gana unos cientos de dólares, el pasivo laboral puede escalar a más de 1.000 o 2.000 dólares anuales.

«Eso implica que las empresas no pueden tener un pasivo laboral tal alto”, refirió.

Por ello, el especialista en finanzas apuntó que “de algún modo, las empresas negocian con los trabajadores ciertos beneficios vía bonos salariales para no incurrir en pasivos laborales tan grandes”.

También explicó que, como una manera de solventar esto, de algún modo las empresas intentan hacer aumentos, pero sin revelar el pago real que hacen a sus empleados. “Por ejemplo, algunos asientan en recibo solamente de US$200 de sueldo y otros pagos adicionales no se registran, porque no pueden pagar ese pasivo laboral”.

También explicó que algunas empresas “ intentan recompensar al trabajador de forma mensual para no afectar el pasivo laboral que, por ejemplo, en una nómina de 20 trabajadores puede implicar US$20,000 o US$30,000, que básicamente son las ventas de una pequeña y mediana empresa en Venezuela en un mes”, detalló el economista.

Contreras indicó que los pasivos laborales impactan severamente a las utilidades de las empresas.

Bono de guerra para el sector privado: las brechas que debe superar

Tras el anuncio gubernamental de incremento del denominado ingreso mínimo integral,  ya el presidente de la Federación Nacional de Empleados Públicos (Fedeunep), Antonio Suárez, había asomado que el sector privado debía incluir el pago del Bono de Guerra a sus trabajadores.

“El sector privado no puede salir de ese anuncio que hizo el presidente sin nada, sin ningún compromiso, el bono de Guerra Económica también debe ser extensivo a los trabajadores del sector privado y en un monto significativo, creemos que pueden ser 100 dólares de bono y ajustarlo de forma progresiva para ambos sectores”, precisó, según nota publicada en el portal Banca y Negocios.

Al respecto, Aldo Contreras indicó que Venezuela tiene el salario más bajo de toda la región, una aseveración que Bloomberg Línea respalda, con una nota publicada en 2 de enero de 2024 en la que hace una comparación entre los anuncios oficiales de salarios mínimos entre países de Latinoamérica y situando a Venezuela de última con un ingreso oficia mensual de US$3,61, en comparación con Costa Rica, cuyo salario mínimo oficial es de US$687.

Aseveró que las empresas privadas están a la espera de que el anuncio de incremento en Bono de Alimentación y Bono de Guerra sea publicado en Gaceta Oficial.

“En la Gaceta Oficial anterior se dijo que el bono de alimentación era de US$30 oficial y nunca apareció la palabra indexado, sino expresado en un monto de 1.000 bolívares” y agregó que “aunque el ministro Torrealba diga que hay que pagar el Bono de Guerra, pues no especifica si la empresa privada puede acogerse a eso y tampoco sabemos lo que va a decir la gaceta”.

Pero, para el también asesor empresarial, el problema de fondo no serán los incrementos de salarios, los cuales en la realidad económica nacional serían “insuficientes”. “Así se pague US$100 en la administración pública, básicamente eso es lo que un trabajador paga única exclusivamente en transporte”, comentó.

El especialista indicó que el problema a resolver es el planteamiento de una política salarial seria. “Pareciera que volvimos a la Ley Orgánica del Trabajo del año 1997 donde prácticamente todo era bonos y el salario era nada. Hoy el salario son 130 bolívares al mes”, resaltó.

Lea más contenido interesante y de actualidad:

Banca y Negocios Somos uno de los principales portales de noticias en Venezuela para temas bancarios, económicos, financieros y de negocios, con más de 20 años en el mercado. Hemos sido y seguiremos siendo pioneros en la creación de contenidos, análisis inéditos e informes especiales. Nos hemos convertido en una fuente de referencia en el país y avanzamos paso a paso en América Latina.

Síguenos en nuestro Telegram, Instagram, Twitter y Facebook

Comparte este artículo