El beneficio de Petrobras saltó un 34,4 % en el primer semestre

// EFE

El beneficio de Petrobras saltó un 34,4 % en el primer semestre


La petrolera brasileña Petrobras obtuvo en el primer semestre del año un beneficio líquido de 22.897 millones de reales (unos 6.025,5 millones de dólares), valor en un 34,4 % mayor al del mismo período de 2018 y generado principalmente por la venta de activos, informó la compañía esta jueves.

El beneficio en el segundo trimestre de la mayor empresa de Brasil ascendió a 18.866 millones de reales (unos 4.964,7 millones de dólares), valor en un 87,3 % superior al del mismo período de 2018 y en un 368 % mayor que el de los tres primeros meses de 2019, según el comunicado que la empresa envió a sus accionistas.

El lucro del segundo trimestre fue más de cuatro veces superior al de los tres primeros meses del año (4.031 millones de reales o 1.060,8 millones de dólares) e igualmente fue el mayor para un trimestre en los últimos cinco años, según el balance.

Petrobras aclaró que el significativo salto del lucro semestral y trimestral fue favorecido por los elevados ingresos que la empresa obtuvo por su programa de desinversiones y ventas de activos, varios de los cuales concluidos en los últimos meses.

Tan sólo los ingresos por ventas de activos en el segundo trimestre sumaron 21.200 millones de reales (unos 5.578,9 millones de dólares).

Lo que más elevó las ganancias del gigante brasileño fue precisamente la venta de la subsidiaria de gas TAG a la francesa Engie por 33.500 millones de reales (unos 8.815,8 millones de dólares), que aun no han entrado totalmente a la contabilidad.

En el comunicado enviado al mercado, el presidente de Petrobras, Roberto Castello Branco, aseguró que las ventas de activos en los siete primeros meses de este año sumarán cerca de 15.000 millones de dólares.

«Petrobras presentó un buen desempeño financiero en el segundo trimestre pese a que fuimos beneficiados por factores externos fuera de nuestro control, como precios del petróleo y tasa de cambio, y por eventos no recurrentes, como la desinversión en activos», admitió el presidente de la estatal en el comunicado.

De acuerdo con la petrolera, el beneficio líquido recurrente, del que se excluyen los eventos extraordinarios como la venta de activos, fue de 9.815 millones de reales (unos 2.582,9 millones de dólares) en el primer semestre, valor en un 39 % inferior al de los seis primeros meses del año pasado.

De la misma forma, el beneficio recurrente del segundo trimestre se ubicó en 5.157 millones de reales (unos 1.357,1 millones de dólares), en un 53 % inferior al del mismo período del año pasado pero un 10,6 % superior al de los tres primeros meses.

La venta de activos, incluyendo algunas áreas de explotación, también provocó una ligera reducción en la producción de la petrolera, afectada igualmente por la paralización para mantenimiento de algunas plataformas.

De acuerdo con Petrobras, su producción de petróleo y gas natural cayó desde 2,67 millones de barriles equivalentes por día en promedio en los primeros seis meses del año pasado hasta un promedio de 2,59 millones de barriles equivalentes por día en 2019.

Esa reducción llevó a la empresa a revisar hacia abajo su proyección de producción para este año y a ubicarla en 2,7 millones de barriles diarios, frente a los 2,8 millones inicialmente proyectados.

Las ventas de combustibles en volumen, incluyendo gasolina y diesel, bajaron un 4 % en el primer semestre frente al mismo período del año pasado.

La reducción en la producción y de las ventas hizo con que los ingresos brutos de la compañía tan solo crecieran un 3,6 % en el primer semestre de este año, hasta 143.423 millones de reales (unos 37.742,9 millones de dólares).

De la misma forma el beneficio operacional (Ebitda ajustado) creció un 7,7 %, hasta 60.138 millones de reales (unos 15.825,8 millones de dólares) en los seis primeros meses del año.

Según el balance, la deuda bruta de la compañía saltó desde 91.712 millones de dólares en junio de 2018 hasta 101.029 millones de dólares en junio de este año, con una elevación del 10,2 %.

Las inversiones de la empresa en dólares cayeron en un 20,4 %, desde 6.205 millones de dólares en el primer semestre del año pasado hasta 4.942 millones de dólares en los seis primeros meses de 2019.

La empresa aclaró que revisó su proyección para las inversiones este año desde los 16.000 millones de dólares inicialmente previstos a entre cerca de 10.000 y 11.000 millones de dólares.

Te podría interesar también