Crudo OPEP sube a $78,81 por barril, máximo desde 2014

// EFE

Crudo OPEP sube a $78,81 por barril, máximo desde 2014



El precio del crudo referencial de la OPEP subió el lunes a 78,81 dólares por barril, 2,24% más que el viernes y su pico más alto desde el 10 de noviembre de 2014, informó hoy el grupo petrolero con sede en Viena.

Respecto al valor que tenía hace un año, cuando rozaba los 50 dólares/barril, el encarecimiento del barril usado como referencia por la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) -una canasta de quince tipos de crudo, uno de cada Estado miembro- supera el 58%.

También el barril del Brent, referente para Europa, se disparó el lunes, 3,12%, y avanzaba otro 0,34% esta mañana, cuando tras la apertura del mercado de Londres se vendía a 81,48 dólares, asimismo su nivel más alto en casi cuatro años.

En Nueva York, el petróleo intermedio de Texas (WTI) terminó la sesión de ayer en 72,08 dólares/barril, con un avance del 1,83%.

Estas marcadas subidas fueron la reacción de los «petroprecios» a la decisión de la OPEP y sus aliados de no aumentar en estos momentos sus suministros a pesar de la exigencia de EEUU de que hagan algo para abaratar el «oro negro».

El tuit del presidente estadounidense, Donald Trump, del jueves, en el que urgió a la OPEP a tomar medidas para bajar los precios «de inmediato», había despertado la expectativa de que Arabia Saudí, Rusia (los dos mayores exportadores mundiales de crudo) y otros países pudieran anunciar un aumento de sus extracciones en la reunión informal que mantuvieron el domingo en Argel.

Pero allí el ministro de Energía de saudí, Jalid al Falih, no solo dejó claro que de momento «no existe» acuerdo para incrementar la oferta, sino que se manifestó a favor de mantener los precios en torno a los 80 dólares/barril, tras considerarlos adecuados en el entorno actual, con el mercado «equilibrado».

No obstante, según los analistas, la percepción de los inversores es que ese equilibrio es ajustado y por lo tanto está amenazado por cualquier eventual corte importante de suministros, como el que se espera en las exportaciones iraníes de crudo debido a las sanciones de Washington a Teherán que entrarán en vigor el 4 de noviembre.

Las medidas punitivas de EEUU incluyen la amenaza de sancionar también a toda empresa que negocie con Irán, por lo que varios consorcios internacionales han comenzado a retirarse de la República Islámica y el bombeo del país ha registrado ya retrocesos.

La Agencia Internacional de la Energía (AIE) pronosticó en septiembre que esta situación, junto al sostenido derrumbe de la producción de Venezuela, mantendrá la presión alcista sobre el precio del petróleo en los próximos meses.

En lo que va de 2018, el barril de la OPEP se ha vendido a una media de 70,11 dólares, 33,7% más que el promedio del año pasado (52,43 dólares) y 72% más que el de 2016 (40,76 dólares).

Te podría interesar también