AN Guaidó aprobó retiro de más de 40% de recursos congelados en cuenta de la Reserva Federal

// Banca y Negocios @bancaynegocios

AN Guaidó aprobó retiro de más de 40% de recursos congelados en cuenta de la Reserva Federal



La Asamblea Nacional Oposición, liderada por Juan Guaidó, aprobó el retiro de 152 millones de dólares, el 44% del saldo total de 342 millones de la cuenta del Estado venezolano que permanece bajo control del gobierno de Estados Unidos en la Reserva Federal, con el fin de comprar vacunas antiCOVID-19 y pagar otros gastos administrativos y legales.

De acuerdo con el registro de Bloomberg este es «el mayor retiro de una sola vez de las cuentas en el extranjero congeladas por las sanciones de Estados Unidos» contra el gobierno chavista.

La cantidad exacta del crédito adicional aprobado es 152.330.533 dólares estadounidenses, cuyo desembolso deberá ser refrendado por la directiva ad hoc del Banco Central de Venezuela.

La intención es invertir 100 millones de dólares en vacunas a ser suministradas por el sistema COVAX de la Organización Mundial de la Salud.

En teoría, el monto destinado por el internamente cuestionado parlamento opositor permitiría la adquisición de cerca de 10 millones de dosis. El gobierno de Nicolás Maduro dice que ya pagó completas 11 millones de vacunas.

Si se llegara a un acuerdo político para permitir la ejecución de estos 100 millones de dólares, se aseguraría la inmunización completa de al menos 10 millones de personas en el país, incluyendo las vacunas ya pagadas por el gobierno socialista.

El problema es que la administración Maduro no quiere contar con los recursos controlados por Guaidó, porque dice que son producto de un «robo» y además significaría «mendigar» a Estados Unidos. El chavismo plantea iniciar un plan nacional de vacunación en julio, como muy temprano, con vacunas COVAX -no de AstraZeneca, por ahora- y dosis provenientes de Rusia y Cuba, fundamentalmente.

En todo caso, existe el riesgo de que el conflicto político impida la adquisición de las vacunas necesarias con los recursos controlados por la oposición.

– «Defensa de la democracia» –

El resto de los fondos, poco más de 52 millones de dólares, serán usados como parte de la estrategia de «defensa de la democracia», que consiste en pagos de abogados, personal y movilización de la estructura del denominado gobierno interino tanto en el país como en el exterior.

El país tiene vitales activos en riesgo por el default en el pago de la deuda externa que representantes de la oposición están defendiendo en diversos tribunales estadounidenses y británicos.

Los fondos congelados por las sanciones de Estados Unidos habían sido mantenidos por Citibank en una cuenta del banco central de Venezuela y fueron trasladados a una cuenta en la Reserva Federal de Estados Unidos en abril de 2020 a petición de la Asamblea Nacional liderada por la oposición, indica Bloomberg.

Guaido puede utilizar el dinero porque es reconocido por Estados Unidos como el líder legítimo de Venezuela, con la autorización de la Asamblea Nacional que controla y la Oficina de Control de Activos Extranjeros del Tesoro de Estados Unidos.

Esta última asignación dejará unos 97 millones de dólares en la cuenta, menos de un tercio de los 342 millones originales a los que tuvo acceso la oposición desde que comenzó a retirar fondos en 2020, informó la agencia estadounidense.

Con menos de 1 millón de vacunas de China y Rusia, Venezuela tiene una de las tasas de vacunación más bajas de la región. Una segunda oleada ha hecho saltar los casos en las últimas semanas, desbordando un sistema de salud pública ya colapsado.

Recientemente, Maduro dejó de lado un acuerdo sanitario bilateral alcanzado con la oposición para realizar un pago de 120 millones de dólares a COVAX sin revelar su origen.

Mientras la oposición acumula gastos legales para mantener el oro de la nación en el Banco de Inglaterra fuera de las manos de Maduro e impedir la venta de las acciones de Citgo, unos 4,8 millones de dólares se destinarán a la asesoría legal.

La asamblea paralela de la oposición, que ha sido declarada nula por el gobierno de Maduro y ha emitido decretos en gran medida simbólicos desde 2016, recibirá 7,5 millones de dólares.

Te podría interesar también