Ramírez: «gobierno entrega cerebro electrónico del país a empresa china»

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Ramírez: «gobierno entrega cerebro electrónico del país a empresa china»



El dirigente chavista y ex ministro de petróleo y ex presidente de Pdvsa, Rafael Ramírez, cuestionó duramente un acuerdo no confirmado de manera oficial entre la administración de Nicolás Maduro y la empresa china Huawei, a la cual no menciona directamente, para que la corporación china asuma el control tecnológico y operativo de Cantv y Movilnet, que ahora son empresas separadas.

Para Ramírez, uno de los hombres más poderosos de la etapa chavista y que rompió de manera aparentemente definitiva con Maduro en 2017 y que ahora se considera un perseguido político en el exilio, señala que esta operación constituye la privatización del «cerebro electrónico de todo el país, sin excepción».

En un artículo publicado este domingo, Ramírez alerta que el control de la transnacional asiática llega a tal extremo que «en este momento, usted trata de acceder del piso 6 hacia arriba de la Torre Cantv de la Avenida Libertador, no lo puede hacer sin un carnet emitido directamente por la referida empresa china».

«Se habla de un ´holding´, de una empresa nueva, con esquemas confusos y maniobras semánticas para enredar y ocultar la verdad: se ha entregado la operación de la empresas a una trasnacional. El gobierno hace lo que quiere, sin el más mínimo respeto, no solo por el vapuleado legado del gobierno del presidente Chávez, sino por las leyes, los mecanismos de funcionamiento y control de la Administración Pública o de la Constitución», dice Ramírez.

Por cierto, tampoco se recuerdan licitaciones públicas o controles parlamentarios cuando se decidió la conformación de las empresas mixtas en la Faja Petrolera del Orinoco como parte del Plan «Plena Soberanía Petrolera». En todo caso, tampoco habría enfrentado una oposición seria al desmontaje de los convenios de la Faja, pues la Asamblea Nacional era controlada por el chavismo.

«Nadie sabe nada, de qué se trata realmente, ni porqué, ni los términos y condiciones. No saben ni los obreros de la propia empresa, ni los antiguos directivos, tampoco la Asamblea Nacional Constituyente y mucho menos la Asamblea Nacional», apunta.

Más adelante, el dirigente hace unas preguntas válidas: «¿Quién controlará a los chinos, especialistas en vigilancia, escucha y control? ¿Quién tendrá el control de los servidores y bases de datos de las empresas del país, de Pdvsa, del TSJ, de los Registros Públicos, del Saime, del Seniat, del CNE, de los sistemas automatizados del país? Será que  ahora con maduro repetimos el drama de Intesa en Pdvsa».

Ramírez señala que el problema más grave es que no existe una instancia del poder público a la cual acudir para pedir explicaciones e informaciones sobre los términos del supuesto acuerdo para «reflotar» a Cantv y Movilnet.

Para el dirigente chavista, «estamos ante una lógica desnacionalizadora: el gobierno destruye las empresas del Estado, no las sabe gestionar, no tiene capacidad, no le importan, abona el terreno para  que “otro” se encargue de ellas. Ésto ha sucedido con todo el sector público, desde PDVSA, pasando por la CVG, empresas básicas, Sidor, cementeras, Pequiven, aluminio, agrícolas, alimentos, transporte, eléctricas, agua, telecomunicaciones; sin mencionar a la educación, salud y en general, la prestación de servicios esenciales para la población».

Te podría interesar también