Las promesas económicas de Maduro para 2019

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Las promesas económicas de Maduro para 2019



Nicolás Maduro tomará posesión para el periodo 2019-2025 el próximo 10 de enero, luego de ganar unas elecciones cuestionadas nacional e internacionalmente, por lo que varios países desconocerán su mandato. No obstante, el heredero de Hugo Chávez se defiende y en su mensaje de fin de año y en una entrevista con Ignacio Ramonet, prometió que (este año sí) el país saldrá de la crisis.

El mandatario reiteró que la guía económica será su plan de recuperación. Un paquete de medidas económicas lanzadas en agosto y que no ha logrado frenar la inflación, ha emprendido una agresiva devaluación, alza de impuestos y un freno al crédito bancario.

Frente a la hiperinflación, el problema más grave que enfrenta el país, Maduro dijo en un mensaje transmitido en cadena nacional la noche del 31 de diciembre, que «en el primer semestre vamos a lograr consolidar la tendencia de detener la inflación criminal inducida». No explicó detalles de cómo espera lograrlo, pero insistió en que el sistema de precios acordados se mantendrá.

«Con el programa de recuperación tenemos las riendas de la economía del país», dijo y llamó a «todos los sectores empresariales al compromiso» con su plan.

Aseguró que en el segundo semestre «vamos a combinar de manera virtuosa el crecimiento económico, el control de la inflación y el abastecimiento y sistema de precios, tengo esa fe, producto de los pasos de avance contra la guerra económica que hemos dado».

Desde 2013, cuando relevó a Chávez en el poder, Maduro ha prometido que resolverá los problemas económicos del país, sin embargo, en sus seis años de mandato Venezuela se ha sumido en la peor crisis de su historia con una inflación que culmina 2018 por encima de un millón por ciento, migración masiva, desabastecimiento, colapso de la industria petrolera y de los servicios públicos.

Por otra parte, en una entrevista que le realizó el francés Ignacio Ramonet, también difundida por los canales del Estado, Maduro aseguró que las sanciones de Estados Unidos han provocado al país pérdidas por $20.000 millones, sin detallar cómo se produjo o desde cuándo.

«Venezuela está produciendo menos petróleo del que debería, y esa ha sido una de mis mayores preocupaciones», dijo sobre la crisis de Pdvsa que atribuyó a la corrupción dentro de la industria. El año pasado había prometido un aumento de un millón de barriles diarios, pero la producción cayó (hasta noviembre) en 510.000 barriles diarios.

Por ello, dijo que 2019 «será el año de la recuperación en la producción petrolera, con el concurso de la Pdvsa honesta y de las empresas privadas que, por vía de la conformación de empresas mixtas y de contratos de servicios, están ya produciendo y acelerando este esfuerzo». No indicó una meta específica para este año.

En un nuevo tema de su discurso propagandístico, el Maduro le declaró la guerra a la «indolencia», para referirse a funcionarios que no cumplen con sus deberes. Insistió además en que se mantendrá la lucha contra la corrupción.

«Derrotaremos la indolencia de los funcionarios que incumplen. Y profundizaremos en la batalla contra la corrupción. Venga de donde venga. Caiga quien caiga», sentenció ante un Ramonet.

Te podría interesar también