Empresarios se dicen en riesgo de quiebra tras ajustes económicos

EFE / AFP

Empresarios se dicen en riesgo de quiebra tras ajustes económicos

La Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción (Fedecámaras) de Venezuela dijo este lunes que las empresas están en «riesgo de quiebra» tras los ajustes económicos decretados por el jefe de Estado, Nicolás Maduro.

«El aparato productivo está en grave riesgo de quiebra por la forma en como se están implementando» las medidas que generan «incertidumbre», dijo el presidente de Fedecámaras, Carlos Larrazábal, en rueda de prensa.

La patronal se pronunció el mismo día en que se puso en marcha una reconversión monetaria que le quitó cinco ceros al bolívar, un signo que empezó a apellidarse como «soberano» en la nueva familia de billetes que circula desde este lunes.

A juicio de los empresarios, estas medidas, así como el reciente aumento salarial decretado por el Ejecutivo, no sirven para corregir el desabastecimiento generalizado que vive el país ni la hiperinflación que, según estimaciones del Fondo Monetario Internacional, cerrará el año en 1.000.000%.

«Ajustar los salarios, aunque necesario, al ser incrementados en un monto de 3.500% se hace totalmente inmanejable para una economía que está sumergida en una grave depresión, no existe el nivel de actividad económica, ni el flujo de caja en las empresas para poder cumplir con este incremento», advierte Fedecámaras.

Maduro anunció el viernes que los ingresos de los trabajadores se multiplicarán por 35 desde el 1º de septiembre y que el Ejecutivo asumirá el diferencial en las nóminas de las pymes durante 90 días para garantizar, según dijo, que no suban los precios.

Esta oferta, según la patronal, es «poco creíble por sus dificultades de aplicación, sin olvidar la necesidad de elevar el dinero inorgánico» para cumplirla.

«El impacto en la retroactividad de las prestaciones sociales destruye el ya deprimido patrimonio de las empresas», prosigue Fedecámaras.

Larrazábal cree que el plan de ajuste del Ejecutivo está «lleno de incoherencias» entre ellas la intención de mantener un control de precios que será renovado mañana, cuando el Gobierno anunciará los nuevos precios «acordados» de productos y servicios primarios.

Esto refleja «la poca confianza del Gobierno en que las medidas en contra de la inflación van a ser efectivas y repite los errores que tienen afectada la producción y la oferta de productos esenciales para los consumidores», expresó el portavoz.

Fedecámaras hace votos por la «reprivatización» de todas las empresas estatizadas «que hoy en día no operan y son fuente importante del déficit fiscal», así como por la «libertad cambiaria y libertad de precios para lograr incentivar la oferta».

«Nuestro llamado a todas las empresas es a conversar con sus trabajadores y demostrar el impacto de las medidas en el costo y en los precios de los productos», agregó hoy Larrazábal y reseñó EFE.

El sector empresarial se desmarcó de una huelga de 24 horas convocada para el martes por tres de los mayores partidos políticos de oposición, aunque consideró que «hay suficientes razones para reclamar».

«Fedecámaras no está convocando a un paro patronal. Cada ciudadano tomará la decisión de sumarse o no a esa iniciativa», expresó Larrazábal, reportó AFP.

 

Te podría interesar también