FED no tocó las tasas de interés, pero se mantiene alerta ante amenazas

// AFP

FED no tocó las tasas de interés, pero se mantiene alerta ante amenazas


La Reserva Federal de Estados Unidos (FED) mantuvo este miércoles sus tasas interés pero reiteró que vigila los «acontecimientos mundiales» para decidir futuros pasos.

El presidente del ente emisor estadounidense, Jerome Powell, dijo que aunque la economía parece haberse estabilizado, el mortal coronavirus que comenzó a propagarse desde China es un nuevo riesgo potencial.

El brote de ese mal parecido al SARS ha matado a unas 130 personas en China en donde miles están contagiadas. Aerolíneas han cancelado vuelos, millones de personas fueron confinadas en su ciudades y numerosas compañías dejaron de funcionar.

Ese cuadro sanitario puede agravar las ya presentes dificultades de crecimiento que padece China y también puede afectar a otras economías si las cadenas de suministros que fluyen desde el país asiático son perturbadas.

«Notoriamente habrá implicaciones por lo menos a corto plazo para la producción de China y creo que también para sus vecinos», dijo Powell en una conferencia de prensa posterior al cierre de la reunión de política monetaria de la Fed.

Empero, añadió, «la situación realmente está en sus etapas iniciales y aún es incierto saber cuan lejos puede extenderse y qué efectos macroeconómicos tendrá».

«Estamos vigilando cuidadosamente la situación», remarcó.

Para Powell, aun hay espacio para un «cauteloso optimismo» sobre la economía mundial, pero aclaró que «nada está asegurado» debido a que hay incertidumbres pendientes a las que se sumó ahora el virus.

El Comité de política monetaria de la entidad (FOMC) se ajustó a las expectativas por lo que las tasas seguirán en el rango de entre 1,50 y 1,75%.

– Vigilancia –

En su comunicado, el FOMC también dijo que espera que la inflación estadounidense tenga una leve alza para llegar a la meta de 2%.

Tras recortar las tasas tres veces el año pasado para apuntalar a la economía estadounidense en medio de las guerras comerciales del presidente Donald Trump, esta fue la segunda reunión de política monetaria en la que los intereses no fueron tocados.

El comunicado reiteró que los miembros de la Reserva Federal «seguirán vigilando» la inflación y el desarrollo de acontecimientos mundiales que pueden influir en las perspectivas económicas.

Sin embargo, el comunicado se enfoca mayormente en la economía doméstica. Advierte que el gasto de los hogares ha estado «creciendo a ritmo moderado»; lo cual es un mensaje levemente menos optimista que en diciembre.

La ralentización del consumo sumado a «débiles» inversiones y exportaciones podrían comprometer la capacidad de la FED de llegar a su meta inflacionaria de 2%. Actualmente la inflación está en 1,5%.

El mantenimiento de las tasas difícilmente complacerá a Trump, quien ha cargado reiteradamente contra Powell y la Fed para reclamarle tasas de 0% para así defender a la economía estadounidense ante las menores tasas que aplican otros países y les da más competitividad.

«La FED debería ser inteligente y reducir la tasa para nuestro interés competitivo con otros países que pagan mucho menos», tuiteó Trump el martes.

En una decisión técnica, la FED aumentó a 1,6 desde 1,55% levemente el interés que ofrece a los bancos por sus depósitos.

Te podría interesar también