Con el encaje legal el gobierno mantuvo a juro el precio del dólar paralelo en marzo

Banca y Negocios @bancaynegocios

Con el encaje legal el gobierno mantuvo a juro el precio del dólar paralelo en marzo

El dólar paralelo mostró estabilidad durante el agitado mes de marzo, en el que varios apagones y recurrentes fallas del Sistema Eléctrico Nacional llevaron a los comerciantes a exigir abiertamente a los clientes moneda dura, ante los problemas de conectividad con los sistemas electrónicos de pago.

De acuerdo con el sitio web DolarToday, el precio en ese mercado -que se forma fuera de fronteras venezolanas- inició marzo en Bs 3.715,41 y terminó en Bs 3.678,14, es decir, 37,17 bolívares menos en el mes, un comportamiento estable si se compara con febrero, cuando la divisa avanzó 37,16% y ganó poco más de 1.000 bolívares.

Este mercado, dominado por operaciones al menudeo, ha sido un importante marcador de los precios de referencia de bienes y servicios desde hace algún tiempo, pero ahora podría decirse que marca los de la economía real venezolana, ya que los comerciantes (informales y formales) han terminado por pedir pagos en divisas ante las persistentes fallas eléctricas y de conectividad de Cantv, que dificultan el normal funcionamiento de los puntos de venta y de las transferencias bancarias.

Si bien es cierto que no todos los clientes tienen acceso al billete verde, reciben el equivalente en bolívares a la tasa del día. Pero resulta imposible disponer de cualquier cantidad en moneda nacional en medio de la fuerte escasez de billetes, y en consecuencia, el pago en efectivo.

Los cortes eléctricos han supuesto que buena parte de la economía se mueva en estos días solo en efectivo (dólares o bolívares).

En marzo, el dólar paralelo se mantuvo alrededor de 3.500-3.600, pero su contención no fue por un tema de mejores expectativas entre los agentes económicos, sino por la fuerte presión que el gobierno puso a la banca a través del aumento del encaje legal y que ha secado prácticamente el sistema de crédito.

De esta manera, las autoridades encontraron la forma de detener el avance de la tasa de cambio y con ello restarle impulso a la hiperinflación.

Desde el 11 de febrero, el gobierno de Nicolás Maduro apretó su política de drenar liquidez a través del aumento del encaje legal que elevó a 57% y 100%, en los casos del ordinario y el marginal, respectivamente, cerrando en la práctica el crédito a la economía.

El gobierno sostiene que menos bolívares disponibles en la banca impiden que esos recursos se dirijan a la compra de dólares en el mercado paralelo.

La medida ha ido asfixiando al sector bancario que, en marzo, alcanzó récord en montos y tasas a las que colocó préstamos en el mercado interbancario (overnight).

En el primer trimestre de 2019 la divisa estadounidense (precio DolarToday) ha escalado 403,65% desde los Bs 730,29 en los que cerró 2018.

Te podría interesar también