Bloomberg: EEUU se prepara para tomar activos de venezolanos investigados en su territorio

// Banca y Negocios @bancaynegocios


Autoridades estadounidenses se preparan para emitir cargos contra distintos individuos y confiscar sus propiedades debido al supuesto saqueo de la compañía estatal petrolera venezolana en lo que a todas luces sería una de las mayores tomas de activos en la historia de esta nación. 

Tres personas familiarizadas con el tema han estado investigando al menos a una docena de venezolanos y esperan presentar cargos en su contra en la jurisdicción de Houston el mes próximo. Aquellos incluidos en la lista, en la que destacan ex ejecutivos de Pdvsa, son sospechosos de haber aceptado sobornos para la firma de contratos, ayudando a desviar fondos por unos 11 millardos de dólares. 

Las tres personas hablaron en condición de anonimato debido a que la investigación está en desarrollo y es sensible por sus implicaciones internacionales. 

En particular estarían comprometidas unas 20 propiedades residenciales en la zona de West Palm Beach y en Houston. 

En una investigación aparte, la Asamblea Nacional busca recuperar 11,3 millardos de dólares en activos que alega fueron desviados de la gestión de Pdvsa bajo la administración de Rafael Ramírez, entre 2004 y 2014, buscando adjudicarle responsabilidad política. 

Ramírez ha rechazado las acusaciones en su contra. 

Los investigadores están poniendo la lupa sobre las relaciones de Pdvsa con compañías como Pratt & Whitney, General Electric, Rolls Royce y ProEnergy Service, especificaron dos de las fuentes consultadas. Asimismo, se ha seguido el flujo de dinero desde Citigroup, JP MorganChase y Wells Fargo, según especificaron. 

Todas las compañías y bancos mencionados declinaron hacer comentarios al respecto, al igual que Pdvsa. 

 Presuntamente las entidades financieras manejaron transacciones a través de cuentas a nombre de los individuos investigados que les permitieron transferir fondos fuera del país. 

Entre los sospechosos se incluyen también funcionarios gubernamentales activos actualmente, destacados hombres de negocios e indiciados en el tráfico de cocaína, según dos de las fuentes. 

Seguridad Nacional, la DEA y el FBI están participando en las operaciones, que se están desarrollando al menos desde hace tres años, tomando en cuenta informaciones recabadas desde 2005. 

Estados Unidos tiene un particular interés en la causa, debido a que el dinero malhabido habría pasado por su sistema financiero, proveniente de cuentas offshore en Panamá, según los informantes. 

Una de las fuentes sostiene que serían tomados igualmente aviones privados y otros activos, algunos de ellos con valor de decenas de millones de dólares, para crear un fondo que permita retornar el dinero al gobierno venezolano tras una elección democrática. 

Te podría interesar también