Paraguay desmiente a Washington Post y niega haber negociado con Guaidó deuda por petróleo venezolano

// AFP

Paraguay desmiente a Washington Post y niega haber negociado con Guaidó deuda por petróleo venezolano



El gobierno de Paraguay negó haber llegado a un acuerdo con el líder opositor venezolano Juan Guaidó sobre una deuda pendiente de 290 millones de dólares, contraída por compra de petróleo en 2004, en respuesta a un artículo del estadounidense The Washington Post sobre presunta corrupción.

«La autoridad con la que nosotros hablamos (Guaidó) no ejerce el control territorial. Entonces, no podemos hablar de un acuerdo. (Nicolás) Maduro es el que tiene el control territorial de Venezuela», dijo en rueda de prensa Ernesto Villamayor, vocero del presidente Mario Abdo Benítez.

El funcionario paraguayo salió al paso de una investigación del Washington Post en la que se refiere a un supuesto plan para destinar 26 millones de dólares de comisión a abogados gestores de un eventual acuerdo entre Paraguay y la presidencia interina de Guaidó, que incluiría una quita del 50% de la deuda.

«No conozco ninguna maniobra irregular en torno a este tema. Si ellos le pagan mucho o poco a sus abogados, es su problema. Si les conviene hacernos o no una quita del 50% es su problema», remarcó.

Villamayor, mencionado por el Washington Post, reiteró que el convenio no se produjo por la falta de legitimación activa del gobierno de Guaidó sobre el territorio venezolano.

La investigación del diario estadounidense abarca también otras supuestas tratativas para recuperar activos de Venezuela en el exterior.

Paraguay reconoció hace dos años como presidente interino a Guaidó, en su calidad de jefe del parlamento venezolano, y rompió relaciones con el gobierno del mandatario Nicolás Maduro.

La petrolera estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) presentó en 2016 una solicitud de arbitraje ante la Cámara de Comercio Internacional (CCI), con sede en París, sobre esta deuda contraída por Petróleos Paraguayos (Petropar).

El gobierno de Maduro reclama 290 millones de dólares, en tanto que Paraguay reconoce una suma inferior, unos 260 millones de dólares.

Te podría interesar también