Máquinas tragaperras online, las preferidas de los jugadores

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Máquinas tragaperras online, las preferidas de los jugadores



Insertar una moneda, halar la palanca (o pulsar un botón) y ver con expectativa el movimiento de las figuras mientras se cruzan los dedos a la espera de la suerte, así podríamos describir lo que es estar frente a una máquina tragaperras o tragamonedas, una actividad que no escapa de le tecnología y cuya experiencia se puede vivir también en internet.

Desde que el estadounidense Charles Fey inventó este dispositivo a finales del siglo XIX, son muchos los que han pasado horas de entretenimiento frente ellas que ahora están más cerca a través de la red.

Estas máquinas abrieron el paso a la industria de los juegos mecánicos en Estados Unidos, que luego se expandiría a casi todo el mundo. Hoy por hoy las tragaperras online llegan a cada rincón del planeta ofreciendo diversión en el espacio virtual.

La primera tragaperras electrónica salió al mercado en 1963, cuando Bally Technologies desarrolló una máquina llamada Money Honey. A diferencia de las anteriores no tenía una palanca. Este dispositivo abrió el camino al incremento de los videojuegos y las salas de juego de ese tipo.

Estos dispositivos en físico se hicieron muy populares en los casinos y otros lugares de entretenimiento. La llegada de internet ha hecho que este famoso juego se trasladara al ambiente digital.

Existe una amplísima variedad de tragaperras online, así como de múltiples modos de juego e infinidad de temáticas visualmente muy atractivas y divertidas. Están las clásicas con imágenes de cerezas, cartas de pocket, campanas, pero también las hay con gráficas relacionadas con La vida de Brian, Matrix, Ace Ventura, Superman o Batman.

El desarrollo de programas para estas máquinas online también ha avanzado para garantizar que los resultados sean completamente al azar y no dependa de lo que la casa decida. Los sistemas generadores de combinaciones se someten a revisiones para que la fiabilidad y la seguridad sean un hecho.

Las tragaperras online funcionan basadas en un generador de números aleatorios (Random Number Generator) que produce de forma aleatoria las diferentes combinaciones de los rodillos cada vez que el jugador hace una tirada.

Las imágenes que vemos en cada giro no están nunca conectadas con los giros anteriores ni afectan al comportamiento futuro de los carretes. Así que se hace imposible predecir cuándo tendremos una línea ganadora.

Te podría interesar también