Llegaron 400.000 barriles de Irán: reactivan producción inestable de gasolina en Cardón

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Llegaron 400.000 barriles de Irán: reactivan producción inestable de gasolina en Cardón



La inestabilidad en el funcionamiento de las refinerías petroleras se ha hecho un mal crónico y, aparentemente, de difícil tratamiento. De acuerdo con la agencia especializada Argus, la planta de Cardón reactivó la producción de gasolina este domingo 31 de enero, luego de concluir la reparación de una rotura del oleoducto que suministra crudo a la procesadora desde el Lago de Maracaibo.

Según la agencia, Cardón, cuya capacidad instalada es de 305.000 barriles por día (bpd), está produciendo un promedio de 46.000 bpd de gasolina.

«La unidad de destilación 2 (CD-2) de Cardón está procesando algo más de 47.000 barriles diarios de crudo de calidad media, transportado a través del oleoducto de Ulé, de 230 kilómetros, que va desde los campos de la costa oriental del Lago de Maracaibo hasta el complejo de refinado CRP, cuya capacidad total es de 940.000 b/d, en Paraguaná», dijo Argus.

Según una información de Reuters, la producción de Cardón es todavía inestable y se ubica en un nivel de 17.000 barriles por día, de acuerdo con consultas con dos fuentes enteradas, entre ellas el dirigente sindical Iván Freites, quien se encuentra exiliado en Colombia.

«En Amuay, la otra refinería del CRP, la una única unidad de destilación operativa integrada con una unidad VGO está procesando casi 65.300 barriles diarios de crudo de calidad media», señala Argus.

La unidad de destilación 4 de Amuay se ha dado por perdida totalmente después de que una explosión de vapor, en octubre de 2020, infligiera daños estructurales catastróficos, según un responsable del CRP, indica la agencia especializada.

En cuanto a la producción de diésel, la situación es también sumamente complicada. «El CRP está produciendo alrededor de 23.000 barriles por día de diesel en total. A ese volumen se unen 15.000 bpd adicionales que se procesan en Puerto La Cruz, cuya capacidad es de 190.000 bpd. La empresa está suministrando hasta 38.000 b/d de gasóleo de alto contenido en azufre», señala Argus.

«El suministro de diésel ha atraído un escrutinio adicional después de que la anterior administración estadounidense prohibiera los intercambios de crudo por este combustible, por parte de empresas no estadounidenses como medida de su campaña de ´máxima presión´ contra el gobierno del presidente Nicolás Maduro. El nuevo gobierno del demócrata Joe Biden está considerando revertir la prohibición como concesión humanitaria, lo que podría aliviar los cuellos de botella de las exportaciones de petróleo y reponer las reservas venezolanas de diésel importado de bajo azufre», refiere la agencia.

– Llega gasolina iraní –

Cuatro funcionarios de Pdvsa, en las terminales de Jose y Guaraguao, en el estado Anzoátegui, informaron a Argus que los buques Faxon y Fortune, de bandera iraní, llegaron la semana pasada con más de 400.000 barriles de gasolina.

Los petroleros son uno de los pocos que entregaron gasolina y productos a Venezuela en dos ocasiones anteriores el año pasado, lo que provocó la protesta de Washington. Tanto Caracas como Teherán son objeto de sanciones por parte de Estados Unidos.

– Para cuánto alcanza –

Este envío de combustible pudo eludir los cada vez más rígidos controles estadounidenses, pero es un envío que ayuda muy poco a aliviar la crisis de suministro que padece el país.

De acuerdo con diversas fuentes, la demanda interna de gasolina se ubica en alrededor de 90.000 o 100.000 barriles por día, por lo que el arribo de este cargamento de 400.000 bpd no significará una ayuda eficiente.

Te podría interesar también