Industria del motor teme catástrofe por brexit sin acuerdo

// EFE

Industria del motor teme catástrofe por brexit sin acuerdo



Un brexit sin acuerdo puede tener un impacto «catastrófico» en la industria europea del automóvil, ha advertido hoy el secretario general de la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (ACEA), Erik Jonnaert.

En una carta, el representante de ACEA ha recordado que la fecha para el brexit está a la vuelta de la esquina y aún no se ha concluido un acuerdo de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE), sin el que «no puede haber negociaciones sobre la naturaleza de la futura relación comercial».

Sin acuerdo, ha añadido, «tampoco habrá un período de transición durante el cual el Reino Unido pueda permanecer dentro del mercado único por un tiempo limitado. En ese caso, la UE y el Reino Unido comenzarán a comerciar bajo las normas de la OMC».

En caso de un brexit sin acuerdo entre Londres y Bruselas y según las reglas de la Organización Mundial del Comercio (OMC), las tarifas aduaneras aplicables al comercio automovilístico entre el Reino Unido y la Unión Europea serían del 10 %, lo que supondría un sobrecoste que tendría que ser absorbido por los fabricantes o trasladado al consumidor, ha detallado.

En opinión de Jonnaert, un brexit que no se implemente de forma gradual tendrá «graves consecuencias» para el sector de la automoción, «lo que afectará negativamente a la rentabilidad de los fabricantes de automóviles, a los precios de los coches y, posiblemente, al empleo».

Sin embargo, ha señalado que «aún no es demasiado tarde para evitar el peor escenario posible», y ha instado a los equipos de negociación del Reino Unido y de la Unión Europea a redoblar sus esfuerzos para concluir con éxito un acuerdo.

Por otra parte, Jonnaert ha explicado que la legislación de la UE requiere que los automóviles sean probados por un servicio técnico para verificar que cumplen con las normas ambientales y de seguridad -las «aprobaciones tipo»- antes de que puedan comercializarse en cualquier país comunitario.

Por eso, ha considerado «esencial» que los fabricantes puedan mantener aprobaciones de tipo válidas tanto en la UE como en el Reino Unido a partir del 30 de marzo de 2019, sin importar dónde se haya emitido.

Así, ha detallado que, desde ACEA, aprueban la iniciativa de la Comisión Europea (CE), que ha preparado un borrador de propuesta para un reglamento que permitiría a una autoridad de aprobación de tipo de un estado miembro de la UE volver a emitir una que haya sido emitida inicialmente por el Reino Unido.

«Ahora se trata de asegurarse de que el nuevo reglamento se adopte y se publique antes de fin de año», ha destacado.

Al mismo tiempo, Jonnaert también ha señalado que la patronal acoge «con satisfacción» la reciente promesa del gobierno del Reino Unido de permitir un proceso de registro simplificado en el Departamento de Transporte del Reino Unido para las aprobaciones que actualmente tienen las autoridades de la UE.

Te podría interesar también