Carlos Vecchio: Maduro envió casi US$348 millones en petróleo a Cuba en seis meses

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Carlos Vecchio: Maduro envió casi US$348 millones en petróleo a Cuba en seis meses



El embajador venezolano reconocido por Estados Unidos, Carlos Vecchio, afirmó que, durante el primer semestre de 2020, el gobierno de Nicolás Maduro envió al régimen de Cuba, cerca de 348 millones de dólares de petróleo Merey, mientras que el pueblo venezolano sufre de una emergencia humanitaria compleja sin precedentes, en la que 7 millones de personas están en inseguridad alimentaria y otros 2,3 millones en inseguridad alimentaria severa.

En una detallada presentación, Vecchio evidenció que durante la primera mitad de 2020 Maduro envió a Cuba 33 buques tanqueros cargados con 13.147.000 barriles de petróleo, equivalentes a un estimado de 347.814.995,33 dólares.

“Ese dinero no lo perciben los venezolanos, lo reciben solo el régimen de Cuba y Díaz Canel, Nicolás Maduro y testaferros como Alex Saab. No hay nada que la dictadura de Cuba nos pueda dar que compense la cantidad de petróleo y productos que le enviamos. Cuba solo ha dado a cambio apoyo al régimen madurista en inteligencia y represión para la opresión de millones de venezolanos, para ejecutar torturas y violación de derechos humanos tanto a civiles como a militares, tal como lo confirma el más reciente informe Bachelet”.

Vecchio destacó que pese a la pandemia mundial, el saqueo de petróleo venezolano por parte de la alianza Maduro – Díaz Canel no cesó. Explicó que en mayo y junio de 2020 la entrega se incrementó drásticamente.

“El envío promedio durante el año ha sido de 12,21% de la exportación de crudo de Venezuela, pero estamos hablando de que a Cuba se le envía el mejor crudo venezolano, el Merey. En mayo, la exportación hacia Cuba subió 27,2%, a $50,296.550,00; y en junio Maduro envió a Cuba más del 43% de nuestra exportación, equivalente a $95.665.533,33. Estos son precisamente meses en los que el pueblo venezolano, tanto quienes están dentro del país como los migrantes, se ha visto más afectado por la pandemia COVID 19”.

Como un dato revelador, el embajador venezolano explicó que “esos 348 millones de dólares enviados a Cuba son 74% más de los 200 millones de dólares que ha logrado hasta el momento recaudar la ONU para la atención de la crisis venezolana, y a su vez representan el 44% de los 800 millones de dólares que la misma ONU ha estimado necesarios para brindar asistencia humanitaria a los 7 millones de venezolanos declarados en inseguridad alimentaria”.

Vecchio agregó que “con los recursos entregados a Cuba en el primer semestre de 2020 se pudo haber atendido a 2,3 millones de venezolanos que lamentablemente la dictadura de Maduro mantiene en inseguridad alimentaria severa”.

– Maduro genera sufrimiento como estrategia de opresión –

El representante del Gobierno Interino reconocido por más de 50 países, liderado por el presidente de la AN, Juan Guaidó en los Estados Unidos afirmó sin miramientos que Nicolás Maduro impulsa, junto con Cuba, una estrategia política para hacer sufrir y generar dolor a todos los venezolanos.

“Queda claro que a Maduro no le interesa solucionar la crisis, nunca le ha interesado, todo lo contrario; su único objetivo es lucrarse mediante el dolor, el sufrimiento y la opresión a los venezolanos. Un gobierno responsable hubiese detenido la regaladera de petróleo a Cuba y hubiese puesto el acento y la prioridad en atender a los venezolanos, como lo hicieron el Presidente Guaidó y la Asamblea Nacional. Pero la única obsesión de Maduro es seguir robando los recursos de Venezuela y por ello nuestros aliados en Estados Unidos y Europa han actuado con mecanismos que buscan detener ese saqueo”.

Vecchio recordó que el testaferro Alex Saab, detenido en Cabo Verde, es uno de los responsables y operadores directos de este robo a la nación. “Con la excusa de petróleo por Comida, Alex Saab se convirtió en el principal operador de los negocios turbios internacionales. Al pueblo de Venezuela le trajeron comida podrida, vencida o de mala calidad, además estimada con sobreprecio, mientras que internacionalmente tranzaban el petróleo y el producto de esas operaciones se lo reparten entre Cuba y Maduro, a través de la red de testaferros”.

Venezolanos como prioridad –

Vecchio instó al gobierno de Maduro a que, en lugar de estar pidiendo levantamiento de sanciones para profundizar esquema de saqueo al pueblo venezolano, cese inmediatamente esta situación, anteponiendo los intereses de los venezolanos. “En lugar de seguir regalando nuestro petróleo a Cuba, esos recursos deben ser entregados a organismos internacionales de asistencia humanitaria como la ONU, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y la Cruz Roja”.

Para el embajador venezolano reconocido por la Casa Blanca, recursos como los regalados a Cuba pueden y deben ser invertidos en programas sociales, a través de un Gobierno de Emergencia Nacional, como el propuesto por el Presidente Interino Juan Guaidó, con apoyo del Framework para Venezuela de EEUU, y de la comunidad internacional.

Entre los programas destaca: entregar un beneficio directo de $100 dólares mensuales a más de 1 millón de profesionales de la salud, a través del programa Héroes de la Salud durante 1 trimestre; entregar un beneficio directo de $100 dólares a más de 3 millones de venezolanos, equivalente a más de toda la población declarada por la ONU en inseguridad alimentaria extrema; pagar $100 mensuales a todos los maestros del estado venezolano por 6 meses o $50 dólares por 1 año (actualmente un docente gana 4 dólares mensuales).

También precisó que $348 millones dan para realizar inversiones clave en mantenimiento e infraestructura, como servicios básicos (agua, electricidad, internet, etc.) de todas las 23.000 escuelas públicas de Venezuela durante 1 año; realizar inversiones necesarias en el sector eléctrico para normalizar el servicio de electricidad y acabar con el drama del estado Zulia; reactivar la producción de gasolina en Venezuela mediante inversiones clave en el sector, no en Cuba; o importar 15 buques con gasolina como los “comprados” a Irán.

A juicio de Vecchio, “todo esto evidencia que las sanciones no son las que impiden a Maduro atender la crisis, es una decisión y estrategia política de la dictadura el hacer sufrir y generar dolor a los venezolanos. Más bien las sanciones han ayudado a minar ese mecanismo perverso de intercambio de petróleo por represión y opresión al pueblo venezolano”.

Concluyó, “solo con la salida de la dictadura acabará el robo de los recursos de Venezuela y se reactivará el bienestar y el progreso”.

Te podría interesar también