Argentina alivia la carga impositiva para miles de asalariados

// EFE

Argentina alivia la carga impositiva para miles de asalariados

El Gobierno de Argentina anunció este viernes cambios en el impuesto a las Ganancias que pesa sobre los salarios medios y altos y que cada vez pagan más trabajadores cuyos sueldos son ajustados ante la elevada inflación que registra el país suramericano.

«Nuestro Gobierno lleva adelante políticas para defender los intereses de los trabajadores», dijo el ministro de Economía argentino, Martín Guzmán, en una comparecencia ante la prensa.

Según lo anunciado este viernes, el monto de salario a partir del cual se cobra el impuesto a las Ganancias será elevado desde junio próximo, lo que eximirá a miles de trabajadores de seguir pagando el tributo.

El mínimo salarial a partir del cual se paga el impuesto a las Ganancias pasará de los actuales 225.000 pesos (1.814 dólares) a 280.792 pesos (2.264 dólares).

Este cambio fue impulsado por el presidente de la Cámara de Diputados de Argentina, Sergio Massa, líder del Frente Renovador, fuerza política que integra la coalición gobernante.

Massa se reunió este viernes con el presidente argentino, Alberto Fernández, el propio Guzmán y el secretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT, la mayor central obrera de Argentina), Héctor Daer, encuentro tras el cual se anunció la actualización en el tributo.

El monto a partir del cual se aplica el impuesto iba a ser elevado por ley en septiembre próximo, pero la dinámica actual de fuertes recomposiciones salariales para tratar de compensar la elevada inflación que registra Argentina (58 % interanual en abril pasado) estaba provocando que cada vez más trabajadores quedaran alcanzados por el tributo.

En este sentido, Daer destacó que la medida anunciada este viernes permite que el «beneficio» logrado por la vía de los aumentos salariales acordados en negociaciones paritarias no se pierda por quedar alcanzado por el impuesto a las Ganancias, tributo que pagan unas 900.000 personas.

Según datos oficiales, los salarios en Argentina acumularon en 2020 un aumento promedio del 33 %, apenas por debajo de la inflación del 36,1 % ese año, mientras que en 2021 los salarios aumentaron 53,4 %, apenas por encima de la tasa de inflación anual del 50,9 %.

En el primer trimestre de este año, los precios al consumidor de Argentina acumularon un alza del 16,1 %, mientras que el índice de salarios creció el 18,1 %, pero la inflación siguió en alza en abril, con un salto solo en ese mes del 6 %.

«Hoy se está verificando un crecimiento de la producción, un crecimiento del empleo y una mejora del poder adquisitivo del salario. Nuestro Gobierno seguirá firmemente trabajando para mejorar el bienestar de los trabajadores», aseguró Guzmán.


Síguenos en nuestro Telegram, Instagram, Twitter, Facebook y recibe de inmediato los hechos noticiosos y análisis tal como están ocurriendo.

Te podría interesar también