Santander, el más resistente de los grandes bancos de la zona euro

// EFE

Santander, el más resistente de los grandes bancos de la zona euro



El Banco Santander es el más resistente de todos los grandes bancos de Europa, pues es el que menos capital destruye en el período de tres años del escenario adverso en las pruebas de estrés llevadas a cabo por la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés).

Además, a pesar del hipotético deterioro de la economía en los países en los que opera, Santander se sitúa como el banco de la zona euro que obtiene mayores beneficios en el trienio 2018-2020, un acumulado de 1.208 millones de euros, sólo superado por dos bancos suecos.

«Una vez más, los resultados de los test de estrés han demostrado que el balance de Santander es el más resistente de todos los grandes bancos europeos. Esto es así por la fortaleza y la diversificación del banco, lo que refuerza nuestra confianza en los niveles de capital del grupo», explican desde la entidad.

Teniendo en cuenta la hipótesis más extrema de los test, la ratio de capital CET1 a cierre de 2020 con criterio «fully loaded», es decir, teniendo en cuenta los futuros requerimientos de capital desciende desde 10,84% inicial, ajustado a 10,61% con las nuevas normas de contabilidad, hasta 9,20%.

Este recorte de 1,64 puntos porcentuales desde el inicio, o de 1,41 tras el primer ajuste, que es el que la entidad ha destacado en una comunicación a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) es el menos acusado entre las grandes entidades europeas, las que se consideran comparables al Banco Santander.

Y si se tienen en cuenta los 48 bancos que han participado en la prueba y no solo los de un tamaño comparable al Santander, el grupo que preside Ana Botín figura como el segundo que menos capital consume en el escenario adverso.

Por encima del Santander estaría solo el polaco PKO Bank, al igual que en 2016, y a continuación el noruego DNB Bank, BBVA o el italiano Intesa San Paolo.

Te podría interesar también