Alejandro García, alcalde del municipio fronterizo de Pedro María Ureña en el estado Táchira, informó que fue restringido el paso entre Venezuela y Colombia, por el puente internacional Francisco de Paula Santander, a causa de hechos públicos que se registran en la entidad andina.

En este sentido, García indicó que la Guardia Nacional Bolivariana dispersó con perdigones y bombas lacrimógenas a un grupo de encapuchados que cerró el paso a la altura de la central azucarera en Táchira; al tiempo que denunció que agentes policiales vestidos de civil intentaron quemar la sede de la alcaldía.

El Gobierno dijo el miércoles que envió más de 2.000 militares y otros 600 efectivos de operaciones especiales al estado Táchira, donde las protestas antigubernamentales han devenido en disturbios durante los últimos días.

Comentarios