Quevedo asegura que activaron plan de refinación contra escasez de gasolina

// AFP

Quevedo asegura que activaron plan de refinación contra escasez de gasolina



El ministro venezolano de Petróleo, Manuel Quevedo, garantizó este sábado el suministro de gasolina pese al embargo petrolero estadounidense, en momentos en que la falta de combustible en diversas regiones del país ha originado colas de varios días para repostar.

«Bajo las sanciones, bajo todas las dificultades, vamos a estar con nuestro pueblo, para garantizarle a usted que tenga el combustible», aseguró Quevedo a la televisora estatal VTV.

El también presidente de la petrolera estatal Pdvsa indicó que el gobierno trabaja en un «plan de recuperación de refinación nacional», para incrementar la producción de gasolina.

Desde la semana pasada, la escasez de combustible en estaciones de servicio en varias zonas del país ha obligado a los automovilistas a hacer colas de hasta varios días para llenar el tanque.

En estados como Táchira (oeste) o Bolívar (sur), la falta de gasolina ha llevado incluso a la suspensión de clases o ha dejado bancos sin efectivo, por el impacto en el transporte de valores.

El pasado 28 de abril empezó a regir un embargo estadounidense sobre el petróleo venezolano, fuente de 96% de los ingresos del país con las mayores reservas de crudo, pero sumido en la peor crisis de su historia contemporánea.

Según analistas, las sanciones dificultan la compra de gasolina a empresas estadounidenses, de las que Venezuela adquiere parte de las naftas que compra en el exterior para suplir su déficit de refinación interna.

Ese bache, de unos 100.000 barriles diarios, de acuerdo con legisladores opositores, impacta en el suministro.

«Somos víctimas de una gran agresión económica, brutal. (…) Venezuela es víctima de una agresión económica contra su industria petrolera, sin parangón en la historia de los últimos 100 años», afirmó Maduro durante la clausura en Caracas de un encuentro internacional de estudiantes.

La oposición afirma que el colapso de la industria petrolera venezolana, cuya producción se ha derrumbado a sus peores niveles en décadas, es producto de la mala gestión, la falta de inversión y la corrupción en Pdvsa.

Por otro lado, Quevedo, quien recorrió este sábado instalaciones refinadoras, dijo que se han detectado estaciones de servicio que han cerrado y vendido el combustible «en el mercado negro», y que los responsables recibirán «las sanciones correspondientes».

Te podría interesar también