Provea: Apenas 4.820 viviendas fueron entregadas por la GMVV en 2019

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Provea: Apenas 4.820 viviendas fueron entregadas por la GMVV en 2019



Las cifras levantadas por Provea están muy distantes del medio millón de viviendas que dice haber construido el gobierno de facto venezolano en el 2019. Luego del seguimiento hemerográfico de 8 portales de información oficiales (Minvih, VTV, AVN, MINCI, Banavih, Correo del Orinoco, YVKE Mundial y Presidencia.gob) y sitios web regionales, la cifra de casas entregadas en el año 2019 fue de apenas 4.820 viviendas.

A pesar de no presentar la Memoria y Cuenta 2019 ante la Asamblea Nacional, como dicta la Constitución Nacional, el sistema nacional de medios públicos y los voceros del gobierno de Nicolás Maduro, como el Ministro de Vivienda, Ildemaro Villarroel, informaron que entre los meses de enero y diciembre de 2019, se había alcanzado la cifra de 3.000.000 millones de soluciones habitacionales construidas y entregadas a través de la Gran Misión Vivienda Venezuela (GMVV).

Sin datos oficiales detallados que sustentaran la información y permitieran la verificación ciudadana, los portavoces de la administración impusieron la afirmación amplificada gracias al ecosistema de propaganda oficial.

La ubicación, características y presupuesto invertido para la construcción de estas viviendas no fue detallado por los voceros. El propio ministro de vivienda se abstuvo de ofrecer detalles y se limitó, en sus declaraciones públicas, a repetir la suma total de los 3 millones. En 2018, Villarroel había ofrecido más detalles sobre las casas construidas ese año; 567.218 viviendas que habrían beneficiado a 2.212.150 personas.

Si en la presentación de la Memoria y Cuenta 2018 Maduro aseguró que la GMVV había arribado a 2 millones 500 mil viviendas construidas, por descarte en el año 2019 su gobierno tendría que haber construido 500 mil viviendas nuevas para alcanzar así los 3.000.000 anunciados.

– Los ‘clásicos’ actos protocolares –

La cantidad de viviendas entregadas por acto es un primer indicador que ratifica el escaso número de unidades habitacionales realmente construidas y entregadas con respecto al medio millón anunciado. El mayor número de viviendas cedidas corresponde al 10 de febrero de 2019 en el estado Lara, cuando se entregaron 216 casas en la parroquia Santa Rosa del municipio Iribarren. Las menores cifras correspondieron a una casa entregada el 27 de diciembre de 2019 en Vargas, en el Urbanismo Los Corales y el 06 de junio de 2019 en el Zulia, en el Urbanismo Virgen del Valle en Maracaibo.

Entre los meses de enero a diciembre de 2019 se realizaron 114 actos de entrega de viviendas, 53 de ellos (46.4%) con menos de 30 viviendas entregadas. En comparación, durante el año 2016, de 137 actos de entrega de casas 27 (19.7%) eran de menos 30 viviendas.

El presidente de la Comisión de Desarrollo Urbano y Vivienda del Colegio de Ingenieros de Venezuela (CIV), arquitecto Richard Casanova, rechazó la posibilidad que se construyeran en el país, en el lapso de siete meses, la cantidad de 400 mil viviendas nuevas, como había sido asegurado por Nicolás Maduro. Aseguró que desde el CIV ha realizado la propuesta al gobierno nacional de realizar una auditoria conjunta a fin de determinar dónde están y si efectivamente el gobierno construyó el número de viviendas que dice.

Esta preocupación por el ritmo de construcción parecería confirmarse con las declaraciones realizadas por la gobernadora de Lara, Carmen Meléndez el 15 de junio de 2019, en la que anunció que para finales del año 2019, seis meses después, se entregarían 8 mil viviendas en la entidad. Si este ritmo anunciado para Lara fuera el mismo para el resto del país, se estaría lejos de completar la meta de 400 mil viviendas.

Otro ejemplo de la incoherencia de los ritmos de construcción respecto al supuesto medio millón de casas construidas ocurrió el 14 de febrero de 2019 cuando el gobernador del estado Portuguesa, Rafael Calles, realizó un acto para la entrega de 32 viviendas en el urbanismo Che Guevara de Araure. Según la nota de la Agencia Venezolana de Noticias (AVN) la meta para la entidad era entregar 18.000 nuevos inmuebles en el 2019. Esto significaba, en la práctica, entregar 1.800 casas al mes, edificando 60 viviendas al día, el doble de lo adjudicado durante el acto que fue divulgado por todo el sistema nacional de medios.

El retroceso del sector fue ratificado por las cifras divulgadas durante el 2019 por el Banco Central de Venezuela, en el cual según el Producto Interno Bruto por clase de actividad económica la actividad construcción tenía cuatro años seguidos de retroceso hasta 2018, cuando según Nicolás Maduro se habían construido, también, más de medio millón de viviendas.

Otro indicador que refutaría la cifra de medio millón de casas es la disponibilidad de insumos para la construcción. Oscar Gómez, presidente de la Cámara de la Construcción en Bolívar explicó que las siderúrgicas, que proporcionan acero y cabillas, bajaron considerablemente su producción. Sidor pasó de producir 4.300.000 toneladas a 100.000 toneladas en 2018. Las cementeras, algunas en manos de privados, apenas producen 15% de su capacidad instalada. Según la Cámara Venezolana de la Construcción la producción nacional de cemento se encuentra en sus mínimos históricos.

Lea el artículo completo de PuntoDeCorte aquí

Te podría interesar también