Producción petrolera venezolana cae a 1,5 millones de barriles diarios

// Banca y Negocios @bancaynegocios



La producción petrolera venezolana sigue cayendo y en febrero se bombearon 1.548.000 barriles diarios, 52.400 menos que en enero, de acuerdo con fuentes secundarias citadas por la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) en su informe mensual publicado este miércoles.

La caída es todavía mayor si se observan los datos directos, enviados por el Ministerio de Petróleo, a la organización petrolera. De acuerdo con esa cifra, en febrero la producción fue de 1.586.000 barriles diarios, 180.000 menos que en enero.

Siguiendo a las fuentes secundarias, Venezuela ha dejado de producir 439.000 barriles diarios en los últimos 12 meses, desaprovechando el alza de los precios del crudo impulsada por el acuerdo de recorte de producción pactado entre la Opep y Rusia. En lo que va de año la caída es de 99.000 barriles diarios.

Esta situación está comprometiendo aún más las finanzas venezolanas, que dependen en más de 90% de los ingresos petroleros. La falta de inversión, las sanciones estadounidenses y errores de administración, son señaladas como las principales causas de la caída de la producción, aunque el gobierno de Nicolás Maduro, lo atribuye a una conspiración interna contra Petróleos de Venezuela.

Por otra parte, la Opep revisó al alza su pronóstico sobre el aumento de la producción petrolera de sus competidores en 2018, al cifrarlo en 1.660.000 barriles diarios, lo que supera al previsto crecimiento de la demanda mundial, de 1.600.000 barriles diarios.

La Organización revela en su informe que ha tenido que corregir sus estimaciones porque el incremento de la producción, sobre todo de Estados Unidos, ha sido «mayor de lo esperado» en los primeros meses del año. Solo en EEUU prevén un incremento anual de 1.460.00 barriles diarios, gracias sobre todo al auge del petróleo de esquisto.

«Para 2018 se espera un crecimiento mayor (de la oferta petrolera) en función del incremento proyectado en la producción de petróleo de esquisto», que a su vez refleja «un ambiente de mejores precios no sólo para los productores de esquisto, sino también para otros países como Canadá, Reino Unido, Brasil y China», indican.

En cuanto a la demanda mundial de crudo, el documento vaticina que se situará este año en una media de 98.630.000 barriles diarios, 1.600.00 barriles diarios (o un 1,64 %) más que en 2017.

Te podría interesar también