Nueva refinería en México no será pagada por bancos asiáticos

// EFE

Nueva refinería en México no será pagada por bancos asiáticos



La titular de la Secretaría de Energía de México, Rocío Nahle, aseguró que la construcción de la nueva refinería Dos Bocas, en el estado de Tabasco, sólo ha recibido recursos mexicanos al negar un supuesto financiamiento de bancos asiáticos.

El Congreso mexicano, tanto en 2019 como 2020, destinó específicamente recursos para la obra, por lo que es negativo lo de la financiación por 600 millones de dólares que el embajador de China en México, Zhu Qingqiao, reveló a los medios.

«Es negativo (el financiamiento). El Congreso tanto en el año 2019 como ahora 2020, etiquetó recursos para la obra de la Refinería de Dos Bocas», dijo Nahle. «Todo el proyecto hasta el día de hoy ha sido financiado con recursos federales», añadió en entrevista con Radio Fórmula.

Nahle dio que desconocía el contexto de la declaración del diplomático chino y dijo que tal vez él se refería a que los bancos chinos «dieron préstamo alguna empresa o alguien bajo el concepto de trabajar en Dos Bocas. No sé, lo desconozco».

Sin embargo, dijo que todos los recurso con los que se está apoyando y financiando Dos Bocas son «autorizados por el Gobierno federal».

Nahle precisó que como jefe de proyecto «no hemos recibido un solo peso de ellos. No sé si ellos, alguna empresa contratista o alguien le hayan financiado pero al proyecto no es así».

El embajador de China en México declaró a medios que dos bancos de China le habían otorgado al Gobierno de México un crédito por unos 600 millones de dólares para la construcción de la refinería de Dos Bocas, aseguro este lunes

Además, apuntó que esa cifra la cubrían el Banco de China y el Banco Industrial Comercial de China (ICBC), por su siglas en inglés).

«Participamos de cierta manera. Los bancos chinos participan en el financiamiento, junto con otros bancos internacionales», dijo el embajador tras la inauguración del seminario «Día de China», en Ciudad de México.

El diplomático expuso que el monto de financiamiento era «de 600 millones de dólares, más o menos».

La nueva refinería de Dos Bocas, en el suroriental estado de Tabasco, es una de las grandes obras de infraestructura de la administración del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador y según su gobierno tendrá un costo de 8.000 millones de dólares.

En mayo de 2019, la calificadora HR Ratings estimó que la construcción de la refinería Dos Bocas tendrá un impacto aproximado del 0,73 % en la deuda pública del país.

La calificadora destacó que el costo de la construcción de esta refinería supone un gasto de 50.000 millones de pesos (2.659 millones de dólares) anuales durante los próximos tres años.

La refinería, que representa la séptima en el país, será la primera que se construya en México en más de cuatro décadas y se tiene proyectado que procesará 340.000 barriles de crudo, 170.000 de gasolina y 120.000 de diesel diario, además de turbosina y asfaltos.

Te podría interesar también