Macron y Le Pen pasan a balotaje en elecciones de Francia

// Reuters

Macron y Le Pen pasan a balotaje en elecciones de Francia


La campaña para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales francesas partió el lunes a pocas horas de conocerse los resultados de la votación inicial, cuando un asesor de la líder de extrema derecha Marine Le Pen lanzó un ataque contra su oponente centrista Emmanuel Macron.

«Emmanuel no es un patriota. Vendió empresas nacionales. Criticó la cultura francesa», dijo Florian Philippot, vicepresidente del Frente Nacional de Le Pen a BFM TV, y sostuvo que ella y Macron tienen visiones completamente diferentes de Francia.

Philippot llamó al candidato centrista y ex banquero de inversión «arrogante» y dijo que en su discurso del domingo por la noche donde celebró su paso a la segunda vuelta del 7 de mayo «estaba hablando como si ya hubiera ganado».

«Eso fue desdeñoso hacia el pueblo francés», dijo Phillipot.

Si bien Macron, de 39 años, es relativamente novato en la política y nunca ha ocupado cargos de elección popular, nuevas encuestas de opinión el domingo mostraron que ganaría fácilmente el balotaje contra Le Pen, de 48 años.

Las cifras finales del Ministerio del Interior en una primera vuelta muy reñida dieron a Macron el 23,74 por ciento de los votos frente al 21,53 por ciento de Le Pen.

Una encuesta de Harris apunta a que Macron obtendría un 64 por ciento de los sufragios en la segunda vuelta, mientras que Le Pen recibiría un 36 por ciento de los votos. Una encuesta de Ipsos/Sopra mostró una tendencia similar.

El resultado del domingo es una gran derrota para la centroderecha y la centroizquierda, que han dominado la política francesa durante 60 años, pero también reduce la perspectiva de un quiebre dramático con la situación política actual, como lo fue el referendo de Gran Bretaña de junio para abandonar la Unión Europea y la elección de Donald Trump en Estados Unidos.

«En un año hemos cambiado el rostro de la política francesa», dijo Macron a los partidarios de su incipiente movimiento «En Marche!» (En marcha).

Los candidatos conservadores y socialistas rivales instaron a sus partidarios a poner sus energías en apoyar a Macron y frenar cualquier posibilidad de una victoria en segunda ronda de Le Pen, cuyas políticas contra la inmigración y antieuropeas dicen que supondrían un desastre para Francia.

Te podría interesar también