Normalmente se tiende a relacionar directamente lo que ocurre en la economía venezolana con el devenir del mercado petrolero. Los mercados de inversión tienden a correlacionar la capacidad de pago del país ante sus compromisos crediticios con la fluctuación de los precios del barril de crudo, por encima de la coyuntura política y las turbulencias sociales que atraviesa actualmente.

En este contexto, ¿qué se puede determinar acerca del país y su porvenir económico más allá de la industria petrolera? ¿Qué perspectivas puede abrigar el sector privado y el emprendimiento más allá del rentismo y la dependencia de un solo producto de exportación? ¿Cuáles son las riquezas por explorar por parte de la nación y dónde están las verdaderas oportunidades ocultas?

En el más reciente Informe Privado Semanal de Aristimuño Herrera & Asociados se abordan estas y otras preguntas a través de un análisis enfocado a ampliar las perspectivas de mediano y largo plazo en el contexto de los altibajos que ha experimentado la economía venezolana en las últimas décadas.

Del mismo modo, se aborda los escenarios que puede traer consigo la acelerada expansión de la liquidez monetaria que se ha registrado a lo largo de los primeros meses del año, como punto de análisis macroeconómico.

También se presenta una matriz para la aplicación por parte de la gerencia local en el marco de la crisis, con ejemplos y aplicaciones prácticas.

Si aún no está suscrito, le invitamos a consultar nuestros diversos planes para determinar el que mejor se pueda adaptar a sus necesidades.

Comentarios