Informe Especial | Banca: un semestre de deterioro sistémico

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Informe Especial | Banca: un semestre de deterioro sistémico



El panorama actual de la banca es muy complicado, son muchos los elementos que la han traído hasta el día de hoy, desde las tasas y comisiones reguladas, cartera de créditos regulatorios, crecimiento de los gastos por inflación y distorsiones cambiarias, sin mecanismos claros de acceso a divisas, proyectos regulatorios, y la más demoledora recientemente, la política del encaje marginal en 100% que se encuentra presente desde marzo de este año y se ha mantenido sin modificaciones a la fecha.

Los efectos del encaje sobre la banca han sido devastadores y sin duda compromete seriamente en el corto plazo el desempeño de todo el sistema financiero, pues en esencia ha limitado la intermediación financiera, con lo cual el volumen de crédito que necesita la economía – y más en recesión – no es suficiente ni para las empresas ni para los bancos,  pues los pocos créditos que existen no generan los ingresos suficientes para soportar el crecimiento de los gastos de transformación que requieren los bancos para sostener su estructura física y plataforma tecnológica necesaria para garantizar la operatividad. Esto último se ha evidenciado en el deterioro y degradación de los servicios bancarios de cara a los clientes, tanto en oficinas, canales virtuales, puntos de ventas, tarjetas de créditos, así como la reducción abrupta de personal.

En efecto, la cartera de crédito, fuente principal de ingresos para la banca a través de intereses y comisiones, pasó de crecer 87% en diciembre 2018 y 62% en enero 2019 a niveles promedio de 24% entre abril y junio de este año, es decir, la banca frenó su crecimiento por casi 4 veces en relación a lo que mostró en el último trimestre del año pasado. Por su parte, el crecimiento anualizado de la cartera vigente alcanzó 22.487% al cierre del semestre, esto es una contracción real de -81.5% del crédito. (La banca está prestando el 18% de sus recursos a junio-19 luego de prestar el 55% en junio del año pasado).

Por su parte, la velocidad del margen de intermediación (ingresos financieros + ingresos operativos-gastos financieros) crecieron a una velocidad anualizada de +147.948% mientras los gastos de transformación (gastos de personal+gastos operativos) crecieron +224.565% anualizado. Este descalce entre la velocidad en que crece la generación de los ingresos (debido a la restricción de volumen por el encaje) y los gastos, está generando una fuerte caída en la celeridad de crecimiento del resultado bruto, el cual pasó de 414.341% anualizado en feb-19 a 98.026% en jun-19.

En el Informe Privado de esta semana, Aristimuño Herrera & Asociados hace un análisis panorámico sobre la banca venezolana al cierre del primer semestre de 2019. Las conclusiones son preocupantes, y los datos revelan los efectos negativos que está provocando la estricta estrategia de encaje legal implantada por el Banco Central de Venezuela.

Los invitamos a suscribirse al Informe Privado para estar al día con la dinámica económica del país y las tendencias que la mueven. Si desea conocer más acerca de este y el resto de nuestros productos y servicios de consultoría, le invitamos a consultar nuestros planes de suscripción para que pueda seleccionar el más adecuado a sus necesidades y así empezar a disfrutar todos los viernes, de esta información de alto impacto para los hombres de negocios.

 

Te podría interesar también