Informe Especial | Apuntes financieros para gestionar empresas en hiperinflación

// Banca y Negocios @bancaynegocios

Informe Especial | Apuntes financieros para gestionar empresas en hiperinflación



En la Venezuela hiperinflacionaria actual, si la idea es sobrevivir esta difícil etapa como empresario y/o emprendedor, se requiere tomar decisiones inmediatas sin tener el control de un mayor número de variables que, en el pasado, se mantenían estables y sin conocimiento de lo que pasará o decidirán los responsables de las políticas económicas.

En un artículo para el Informe Privado de la consultora Aristimuño Herrera & Asociados, el profesor Roberto Salaverría, socio director de Salaverría, Benitez & Asociados, señala que pareciera también que seguiremos en el círculo vicioso, que ha contribuido considerablemente a la situación actual. El Gobierno sigue sin tomar medidas estructurales profundas para acabar con la hiperinflación, detener la caída del Producto Interno Bruto (PIB), evitar el drástico descenso de la producción petrolera nacional, manteniendo su línea ideológica y desacuerdo con los actores políticos del país.

En consecuencia, las conductas de los venezolanos y empresarios como agentes económicos corresponden a los de una economía hiperinflacionaria: mantienen sus ahorros en moneda estable, anticipan la adquisición de inventarios, tratan de generar más ingresos (más de una actividad o complementarias), valoran los inventarios a costo de reposición, cambian precios constantemente y anticipan pagos en la medida de lo posible.

Recomendaciones financieras claves

Hoy, para el empresario se hace imprescindible, a los fines gerenciales, realizar las estimaciones, proyectar resultados y estados financieros en una moneda distinta al bolívar, en moneda dura (estable), a fin de no perder de vista los estragos que la inflación causa en las ventas y los márgenes de utilidad.

Muchos insisten en que la administración del capital de trabajo se hace crítica, lo que requiere una estrecha colaboración entre las áreas que producen, comercializan y administran. Estos entornos de alta volatilidad deben moverse en dos niveles: 1) cuidar las decisiones del día a día y 2) identificar tendencias que les permitan reposicionar sus empresas hacia un mediano plazo cuando las distorsiones de la hiperinflación sean superadas.

Ofrecemos algunas recomendaciones financieras al estimar el rendimiento y situación financiera para el período más inmediato:

– Asegúrese que todos en la organización entiendan el concepto del valor del dinero en el tiempo y aumente la frecuencia de comunicación con su equipo de trabajo.

– Exprima su capital de trabajo: acelere cobros, difiera pagos, elimine productos de baja rotación, liquide productos obsoletos, use tecnología para acelerar la entrada de efectivo en la compañía.

– Refleje en la contabilidad elaborada con propósitos gerenciales el impacto real de la hiperinflación, aunque existan rezagos en las estadísticas públicas que sustentan su contabilidad formal y de reposición.

– Recuerde que en períodos inflacionarios se exacerba la corrupción, ante lo cual desarrolle mecanismos de supervisión que disminuyan su exposición a este tipo de conductas.

– Prepárese para enfrentar mayor conflictividad laboral. Hay momentos en el ciclo hiperinflacionario en los que los salarios se congelan y aumenta el descontento. Esta situación debe enfrentarse con información y estrategias proactivas de compensación.

– Tome en cuenta que los períodos de pago se acortan; por ejemplo, las bonificaciones de fin de año se distribuyen a lo largo del año o se facilita el acceso a anticipos de prestaciones sociales.

– No se sorprenda si se incrementan las presiones laborales sobre la gerencia media que atiende directamente a proveedores y empleados; esto obliga a la alta gerencia a darle más apoyo en la ejecución de sus actividades cotidianas.

– Prepárese para ejecutar aumentos salariales más frecuentemente y no olvide que empleados de niveles medios y altos tienden a solicitar bonificaciones en moneda dura en periodos de hiperinflación.

– Asuma y tome previsiones ante el hecho de que los beneficios laborales que no forman parte del salario pierden valor muy rápidamente y se transforman en factores adicionales de conflicto.

Es importante tener en cuenta que las partidas de ingresos y gastos, corazón de la estabilidad empresarial se ven afectados por todas las consideraciones anteriores.

En el Informe Privado de Aristimuño Herrera & Asociados de esta semana, el profesor Salaverría hace un repaso pormenorizado de las decisiones financieras claves que las empresas necesitan tomar para mantenerse a flote en una realidad extremadamente compleja.

Los invitamos a suscribirse al Informe Privado para estar al día con la dinámica económica del país y las tendencias que la mueven. Si desea conocer más acerca de este y el resto de nuestros productos y servicios de consultoría, le invitamos a consultar nuestros planes de suscripción para que pueda seleccionar el más adecuado a sus necesidades y así empezar a disfrutar todos los viernes, de esta información de alto impacto para los gerentes.

Te podría interesar también