FMI alerta sobre contracción del 10% en PIB venezolano con economía «en caída libre»

// AFP


El Fondo Monetario Internacional (FMI) mejoró este miércoles en medio punto porcentual su previsión sobre el desempeño económico de Brasil este año y el próximo, pero indicó que Venezuela cerrará 2016 con su PIB en caída libre de -10% y «el peor desempeño» de crecimiento e inflación en el mundo.

De acuerdo con el FMI, el gigante sudamericano deberá cerrar 2016 con el PIB en contracción de -3,3%, previsión medio punto mejor que la de -3,8% anunciada por la misma entidad en abril.

El economista jefe del Fondo para América Latina, Alejandro Werner, dijo este miércoles que el desempeño de la economía brasileña en el primer semestre retrocedió menos de lo previsto, y con ello se prevé que la contracción anual «será menos drástica de lo que se había concebido».

Esta tendencia, añadió, se apoyó en un buen desempeño del sector exportador.

Para 2017, el Fondo adoptó una previsión de crecimiento de 0,5%, también superior en medio punto a la expectativa de aumento nulo del PIB que había expresado en abril.

En la visión de los técnicos del FMI, la tendencia de caída en el desempeño de la economía brasileña deberá frenarse en 2016 para iniciar una recuperación ya a partir de 2017.

«Se prevé que la desaceleración económica toque fondo este año, y en 2017 la actividad económica debería registrar cierto crecimiento positivo, aunque el elevado nivel de desempleo impondrá un lastre a la demanda interna», indicó el Fondo en un comunicado.

En el otro extremo, el FMI recortó en nada menos que dos puntos porcentuales su previsión para el desempeño de la economía de Venezuela este año, pasando de una expectativa de retracción de 8% en abril a una de 10% divulgada este miércoles.

Además, el FMI estimó que la economía de Venezuela deberá terminar el año en curso con una inflación superior a 700%. «Es decir, la peor desempeño en materia de crecimiento y de inflación a nivel mundial», dijo Werner este miércoles.

Las condiciones de la economía de Venezuela, indicó el FMI, «continúan deteriorándose, con distorsiones de las políticas y desequilibrios fiscales que siguen sin resolverse», aunque en este caso tuvo peso significativo el déficit en la generación de electricidad, que «intensificó la crisis económica».

Para 2017, el FMI no formuló nuevas previsiones.

Te podría interesar también