Exxon y Chevron cierran tercer trimestre con fuertes ganancias

// EFE

Exxon y Chevron cierran tercer trimestre con fuertes ganancias



Las petroleras estadounidenses ExxonMobil y Chevron informaron este viernes sus resultados trimestrales reportando importantes ganancias en comparación con el año previo.

Chevron ganó entre enero y septiembre 11.094 millones de dólares, 82% más que en el mismo periodo de 2017, propulsada por una mayor producción y los precios del crudo.

La empresa con sede en San Ramón (California) facturó hasta septiembre 123.987 millones de dólares, frente a los 104.106 millones de dólares del mismo periodo de 2017. En el tercer trimestre del año, tuvo un beneficio neto de 4.047 millones de dólares, más del doble que en esos tres meses del año pasado.

Entre julio y septiembre, la petrolera tuvo una facturación de 43.987 millones de dólares, muy por encima de los 36.205 millones del año pasado.

La producción de Chevron aumentó hasta 2,96 millones de barriles diarios equivalentes, la cifra más alta registrada nunca por la empresa en un trimestre.

«Nuestros sólidos resultados financieros reflejan una producción más alta y los precios del petróleo, combinados con una atención continuada a la eficiencia y la productividad», apuntó en un comunicado el presidente y consejero delegado, Michael Wirth.

Por su parte, ExxonMobil anunció beneficios netos de 14.840 millones de dólares entre enero y septiembre, 31% más que en el mismo periodo del año pasado.

La mayor petrolera estadounidense facturó 218.317 millones de dólares, frente a 177.848 millones en el mismo periodo de 2017.

En el tercer trimestre, datos a los que más atención prestaban hoy los mercados, la empresa logró un beneficio neto de 6.240 millones de dólares, una subida de 57% en términos interanuales.

La facturación del gigante petrolero fue de 76.605 millones de dólares entre julio y septiembre, frente a los 61.100 millones del mismo periodo de 2017.

Los ingresos aumentaron a pesar de que la producción de crudo se redujo  2% con respecto al año pasado, a 3,8 millones de barriles diarios durante el trimestre.

Esa bajada, sin embargo, se compensó con unos precios del petróleo que durante los últimos meses se han mantenido claramente por encima de los de hace un año, a pesar de algunos retrocesos recientes.

El presidente y director ejecutivo de la firma, Darren Woods, se mostró en un comunicado satisfecho por los niveles de producción, superiores a los del segundo trimestre de 2018, y dijo que la empresa espera aumentar sus volúmenes, sobre todo a medida que crece la extracción en el oeste de Texas.

Te podría interesar también