El banco español Abanca abre su primera sucursal en Estados Unidos

// EFE / Foto: Cortesía Banesco

El banco español Abanca abre su primera sucursal en Estados Unidos



El banco español Abanca inauguró este miércoles en Miami su primera sucursal estadounidense como «una estrategia de acompañamiento de su clientela española, portuguesa y latinoamericana» y al calor del constante crecimiento del intercambio comercial de España con Estados Unidos y América Latina.

La de declaración corresponde a su presidente, el venezolano Juan Carlos Escotet, quien acompañado del consejero delegado, Francisco Botas, ofreció hoy una conferencia de prensa en el edificio del centro financiero de Miami donde se encuentra la sucursal de Abanca, el «principal banco del noroeste de España», con Galicia como centro.

Ambos destacaron que Abanca es el primer banco extranjero que recibe licencia de la Reserva Federal para operar en Estados Unidos en diez años y que la apertura de esta sucursal en Miami, dirigida por Mónica Vázquez, refuerza su proceso de internacionalización.

«Vemos a Miami con muchísimo interés, pensamos que la ciudad ha pasado a ser prácticamente la capital de Latinoamérica. Aquí está confluyendo el crisol de la nacionalidades latinoamericanas y a la vez es una plataforma de negocios interesantísima para toda Europa», subrayó.

El venezolano Escotet, que posee en Venezuela el banco Banesco, que cuenta con 24 % del mercado, señaló su interés en «profundizar la presencia internacional» de la entidad.

En ese sentido, destacó la adquisición de los activos de la portuguesa Caixa Geral en España y los activos de Deutsche Bank en Portugal y la recuperación de la licencia que alguna vez tuvo la principal caja gallega en EEUU.

Con estas operaciones el volumen de negocio minorista de Abanca se sitúa en los 82.713 millones de euros (unos 93.200 millones de dólares) y la red comercial se amplía hasta más de 800 oficinas en once países.

La entidad aborda su crecimiento nacional e internacional con un ratio de capital del 17%, reforzado tras las últimas emisiones.

Según Escotet, la nueva licencia permite a Abanca operar en todo Estados Unidos, pero por ahora la operación se centrará en Miami y estará orientada a desarrollar el negocio de banca privada y de alta renta, de comercio internacional y de empresas, principalmente del sector comercial e industrial, sin dejar por ello de lado el inmobiliario que es «una realidad de la plaza».

A su juicio, hay un «vacío» en el segmento comercial e industrial, que es más «riesgoso», pero presenta una gran oportunidad, pues lo que más crece son el comercio y los servicios.

A través del Banco Echeverría, Escotet adquirió en subasta pública en 2013 Nova Caixa Galicia, que aglutinó a la  totalidad de las antiguas cajas de ahorro gallegas y fue privatizada tras un «doloroso proceso de saneamiento», según recordó hoy.

La sucursal en Miami cuenta en principio con 12 ejecutivos, ocho «totalmente norteamericanos» y cuatro españoles, una oficina «totalmente abierta», con puestos flexibles, un «uso intensivo de la tecnología» y «cero papel», dijo Escotet.

Al ser preguntado por las lecciones extraídas de las anteriores experiencias de bancos españoles en Miami, que han tenido luces y sombras, el banquero venezolano indicó que es muy importante tener «una gestión de riesgo impecable y muy doméstica».

Pero, además, «es un grave error trasladar políticas de un país a otro», dijo Escotet para subrayar que «cada realidad tiene sus necesidades» y no se puede pretender «exportar modelos».

Sobre la competitividad de Abanca en EEUU, el consejero delegado Francisco Botas indicó: «si somos capaces de ser cercanos y ágiles tenemos un paso avanzado, pero lo tenemos que demostrar».

Botas destacó como ventajas competitivas la plataforma de banca móvil de Abanca, que es reconocida como una de las mejores y ha sido «clonada» para dar servicio internacional, y el hecho de que Abanca está acostumbrada y es «eficiente» en «gestionar nada», pues los tipos de interés en Europa son negativos desde hace cinco años.

A su juicio, en un entorno con unos tipos diferentes Abanca puede dar «soluciones muy positivas» a sus clientes «manteniendo la rentabilidad».

Tanto Escotet como Botas subrayaron que la banca española en su conjunto es la que mejor ha hecho los deberes de la banca europea después de la crisis iniciada en 2008 y hoy es una banca «madura» y globalizada con una solvencia reconocida por todas las calificadoras de riesgo.

Te podría interesar también