Pedro Pacheco (PwC): Empresas están amenazadas por la crisis local y riesgos globales

// Por: Armando J. Pernía / @ajpernia

Pedro Pacheco (PwC): Empresas están amenazadas por la crisis local y riesgos globales



Para Pedro Pacheco, socio principal de PwC Venezuela, la buena planificación será la clave para sortear un 2020 que luce especialmente complicado, porque hay cada vez más variables del entorno que afectan a los negocios y que los gerentes no pueden controlar, por lo que hay que hacer el esfuerzo de prepararse para más imponderables y un agravamiento de las condiciones para operar.

Sin embargo, Pacheco no es pesimista. En su opinión, las empresas venezolanas han desarrollado una serie de fortalezas que abren una oportunidad para sobrevivir, no solo en medio de un contexto crítico, sino en otro donde la recuperación de la economía sea viable.

«Vivimos en lo que los analistas denominan un entorno VICA -Volátil, Incierto, Complejo y Ambiguo-, y ante esa circunstancia, tenemos que prepararnos. Sin embargo, el análisis de la situación se concentra, quizás demasiado, en el corto plazo, en la coyuntura; pero si miramos el panorama con una perspectiva más amplia, digamos a unos cinco años, vamos a encontrar que hay más certidumbres de las que podemos apreciar ahora», explica.

ByN: -¿Y cuáles son esas certidumbres?

Pedro Pachecho (PwC): -Todas las empresas en el mundo, y eso incluye a las venezolanas, por supuesto, están enfrentadas a cinco megatendencias que, de una forma directa, van a afectar su funcionamiento y sus posibilidades de éxito. La primera es el envejecimiento de la población, un tema grave con impactos potenciales severos en las economías. Hay estudios que apuntan que podría haber universidades con menos matrícula que ahora, y eso se traduce en menos recurso humano calificado. Igualmente, enfrentamos un panorama de mayor escasez de recursos naturales, que puede repercutir en asuntos tan delicados como el suministro de alimentos.

«Otro asunto es la escasez de recurso humano calificado, porque las transiciones tecnológicas aceleradas imponen la adopción urgente de nuevas habilidades y competencias y la mayoría de los sistemas educativos en el mundo no están preparados para ello. Enfrentaremos consecuencias más graves derivadas del cambio climático, lo que nos obliga a generar nuevas estrategias como adoptar más y mejores sistemas de reciclaje, aparte de tener que adaptarnos a nuevos hábitos de consumo», señala el experto.

-También enfrentaremos un entorno político institucional fuertemente influido por el populismo. Cada vez más surgen líderes que no actúan en función de un interés común sensatamente definido, sino por el afán de complacer a las masas. Y, sin duda, veremos un entorno de conflictos comerciales y debilitamiento de la economía internacional; de hecho, estamos viendo síntomas que se parecen mucho a los que precedieron a la crisis económico-financiera de 2008, como el muy elevado apalancamiento financiero de las empresas. Podemos ver un entorno económico internacional con muy malas noticias en 2020 y 2021.

– ¿Y cómo las empresas venezolanas, que apenas sobreviven en medio de la crisis interna del país, se pueden preparar para semejantes retos?

– Un tema fundamental es innovación y tecnología. Y yo estoy plenamente consciente de la situación. Sé que el rezago tecnológico de las empresas venezolanas es muy grande y la inversión en innovación tiende a cero, pero si ni siquiera se mete este tema en la agenda, no hay una empresa venezolana que pueda sobrevivir en un contexto de mediano plazo. Las tecnologías están transformando los negocios, y no mañana, sino ahora. También hay que decir que hay algunas tecnologías, como las medios de pago digital, que se están adoptando en el país, no por razones virtuosas, sino por imperativo de la crisis. La innovación es un asunto serio, porque la tecnología va a cambiar, como nunca antes, las estructuras y las maneras de hacer negocios. Esa sí es una certeza. Yo sugiero, de verdad, que este tema comience a ser discutido, que se meta en las agendas de los directivos.

«Las tecnologías que están afectando más la gestión de empresas son Internet de las Cosas (IoT); Blockchain, que se conoce en Venezuela por las criptomonedas, pero ese es solo un elemento que toca esta tecnología, ya que su principal ventaja está en ofrecer sistemas de múltiples usos con alta seguridad; Realidad Virtual y Realidad Aumentada, que son conceptos que la gente asocia, pero que son distintos, porque uno parte de una realidad completamente inventada, mientras el otro tiene un sustrato de realidad tangible; la Inteligencia Artificial, que será capital en los negocios, a tal punto que PwC hizo una encuesta global entre CEOs, y una de las conclusiones es que para 60% de los encuestados esta es la tecnología de mayor impacto; la Robótica en sus múltiples aplicaciones y los Drones. Ahora bien, la intervención humana será clave siempre para la toma de decisiones».

Estar preparados

-Al inicio, usted centró la gestión de los retos en la planificación, y quisiera ampliar esa idea. ¿Cómo se planifica en un entorno que es VICA?

– El ejercicio de la planificación y diseño es clave, siempre y en toda coyuntura. Lo peor que se puede hacer, justamente en un entorno como este es improvisar. Otra cosa muy distinta es ser flexible. Lo importante de la planificación con un conocimiento certero del entorno es que conduce a estar preparados. Por ejemplo, un empresario o gerente no tiene manera de prever cuántos apagones habrá en un año, o si habrá una crisis aguda con el suministro de agua, pero tiene que asumir como insumos de su plan de negocios que hay inestabilidad con los servicios de luz y agua, y por lo tanto debe prever la compra de una planta eléctrica y tanques de agua. Lo importante es entender que la dinámica que estamos viviendo es mucho más predecible de lo que mucha gente cree.

«En 2020 seguramente tendremos más inflación, caída del consumo, restricciones crecientes de acceso al financiamiento, más apagones, más dificultades con los proveedores, menos acceso a materia prima. Entonces, si tú tienes claras las variables del entorno y haces un análisis desapasionado de los escenarios, puedes planificar mejor y estar preparado. Se reducen las incertidumbres. No vas a estar como el muchacho que va a un examen sin haber estudiado completa la materia y se pone en manos de suerte», apunta Pedro Pachecho, socio principal de PwC Venezuela.

– ¿En concreto, qué ideas pueden resultar importantes para enfrentar este entorno?

–  Un tema clave es entender los mercados, que cada empresa entienda las variables que mueven su mercado. Se dice mucho que hay que conocer al consumidor, y es verdad. La cuestión es que, en crisis, ese consumidor se hace más complejo y cambia más rápido. No es una tarea fácil. Otro tema es priorizar alianzas estratégicas con proveedores, clientes e incluso competidores. Una cosa que hay que entender es que esta situación es tan compleja que no la podemos manejar solos, pero además las alianzas son tendencia global. Es frecuente ver, por ejemplo, que dos laboratorios, competidores, se alían para encontrar juntos un principio activo para enfrentar una enfermedad y ese proceso implica compartir información. Se está redefiniendo el concepto de competencia, porque lo que interesa es responder más rápido a las demandas del mercado.

– ¿Hay alguna variable clave para enfrentar mejor el 2020?

– La caída del consumo. Es sumamente grave. Las empresas deben revisar el tamaño de su mercado, analizarlo con realismo y adaptarse. Igualmente, hay que tener mucho cuidado con el endeudamiento en bolívares, pues los costos financieros pueden hacerse muy pesados para las capacidades de generar rentabilidad que puede tener la empresa. Hay que hacer ejercicios creativos para cuidar el flujo de caja y conseguir capital de trabajo, y ver alternativas, según la realidad de cada organización.

– ¿Cuáles lecciones cree usted que nos va a dejar esta crisis?

– Son muchas, difíciles y duras, pero la más importante es la capacidad de ajuste y adaptación con inteligencia y eficiencia. Los empresarios venezolanos en un entorno de recuperación serán radicalmente distintos a sus antecesores. Es importante que los negocios en Venezuela sean cada vez más exportables, y ese es un fenómeno ya perceptible. Es importante adaptarse al entorno local, pero también ubicarse en la perspectiva global, porque eso es lo que dará permanencia a las empresas. Y un tema clave es la motivación.

– ¿Motivación?

– Sí, porque esta situación tan adversa puede lesionar nuestra autoestima. Es importante que de verdad nos creamos que podemos superar esta circunstancia, y, por otra parte, la motivación es esencial para mantener la cohesión de nuestros equipos. La gestión de capital humano, por circunstancias muy conocidas, será un asunto más retador, si cabe. Lo que se debe tener en cuenta es que si tú sales a jugar pensando que no tienes posibilidad de ganar, seguro vas a perder.

Pedro Pacheco, socio principal de Pwc Venezuela, ampliará y profundizará estos conceptos en una ponencia sobre la gestión de los retos para las empresas en 2020, en el evento «¿Se Resolverá Esto en 2020? Conozca y Prepárese para los diferentes escenarios que vivirá el país», que se realizará el próximo 20 de noviembre en el Hotel Eurobuilding, presentado por la firma consultora Aristimuño Herrera & Asociados.

Para participar en el evento de Perspectivas 2020 de Aristimuño Herrera & Asociados: ¿Se resolverá esto en 2020?, puede comunicarse por estas vías 0212-992.9469 y (0212) 992.1209. e-mail: eventosaristimunoherrera@gmail.com.

Te podría interesar también