Campo petrolero de Irak interrumpe su producción por protestas

// AFP

Campo petrolero de Irak interrumpe su producción por protestas



Una manifestación antigubernamental llevó a interrumpir la producción en un campo petrolero de Nasiriya, en el sur de Irak, indicaron a la AFP fuentes de la policía y responsables del sector.

Se trata de la primera suspensión de la producción de un campo petrolero en Irak desde que empezaran las manifestaciones contra las autoridades y su socio iraní, el 1 de octubre.

La producción del yacimiento de Nasiriya, a unos 300 km al sur de Bagdad, suele ser de 100.000 barriles diarios.

El sábado por la mañana, fue interrumpida después de que un grupo de manifestantes bloqueara los accesos al campo, reclamando empleos, explicaron fuentes policiales.

Responsables del sector petrolero en el lugar confirmaron que la producción se había suspendido. Si la interrupción fuera breve, el impacto en la economía no sería notorio, según los expertos.

Los edificios administrativos de la compañía que gestiona el campo llevan cerrados 50 días a causa de la movilización, que paraliza buena parte del sur de Irak, agregaron los responsables.

Irak es el segundo productor de la OPEP y cada día exporta de media 3,6 millones de barriles de crudo. Desde hace tres meses, es escenario de una importante revuelta, de carácter espontáneo, que ha dejado cerca de 460 muertos y 25.000 heridos.

El petróleo representa el 90% de los ingresos económicos del país, por lo que una interrupción prolongada de su producción podría  suponer un duro golpe para el Estado, ya muy endeudado. Según los expertos, una bajada fuerte de la producción también podría afectar a los precios mundiales del crudo.

Por su parte, Bagdad prevé reducir su producción, en virtud de una decisión de la OPEP destinada a aumentar los precios del petróleo, que cayeron un 40% entre 2014 y 2019.

Te podría interesar también