Anauco inició acción legal colectiva para proteger a depositantes de filiales del BOD

// Por: Armando J. Pernía / @ajpernia

Anauco inició acción legal colectiva para proteger a depositantes de filiales del BOD



Más de 300 depositantes del Banco del Orinoco NV, AllBank Corp., y BOI Bank se han sumado en solo una semana a la acción colectiva de defensa que está promoviendo la Alianza Nacional de Usuarios y Consumidores (Anauco) para defender los intereses de los ahorristas por las medidas administrativas tomadas sobre las filiales del Grupo Financiero BOD en Curazao, Panamá y Antigua.

Roberto León Parilli, presidente de Anauco, dijo a Banca y Negocios que el número total de depositantes venezolanos afectados, especialmente en Curazao y Panamá, puede llegar a 4.000 personas, una cifra muy importante.

«Por la experiencia de Anauco de más de 17 años en la defensa de usuarios de servicios, en todo proceso administrativo de supervisión y de liquidación siempre hay un debate entre los entes gubernamentales y las directivas de los bancos, mientras los depositantes quedan en minusvalía, porque no tienen una voz lo suficientemente potente para ser escuchados y tomados en cuenta en todo lo que vaya a ocurrir con el agotamiento de los procesos administrativos o los acuerdos que se puedan obtener entre las tres partes, donde el depositante, por cierto, es la parte más legítima», explica León Parilli.

Aunque solo 300 depositantes se han hecho parte del proceso, hasta ahora, la preocupación es tan extendida que Twitter decidió suspender la cuenta de Anauco por un nivel de actividad inusual, ya que ha recibido más de 3.000 mensajes directos en cinco días, lo que permite suponer que cuando, la próxima semana, se presente la acción colectiva en Curazao, Panamá y Antigua, el número de ahorristas incorporados será mucho mayor.

León Parilli dijo que la organización está creando otra cuenta en Twitter para seguir procesando los reclamos.

El presidente de Anauco señala que los casos más complicados son los de Curazao y Panamá, porque las entidades regulatorias aplicaron medidas administrativas a «puertas cerradas», por lo que los depósitos están bloqueados mientras las autoridades revisan las situaciones patrimoniales del Banco del Orinoco y AllBank.

– Buscando acuerdos –

La primera intención de la acción colectiva de Anauco, que ha participado en procesos similares frente a bancos intervenidos en Venezuela y el exterior,  es conseguir acuerdos que permitan reconocer el derecho de los depositantes como acreedores preferentes, por lo que «hay que estar presentes desde el principio en estos procesos».

Roberto León Parilli precisó a Banca y Negocios que los depositantes deben ser pacientes, porque todavía los bancos sometidos a medidas administrativas están en proceso de evaluación; de hecho, la Superintendencia de Bancos de Panamá emitió un comunicado, el pasado 25 de septiembre, en el que advierte que la medida de 30 días se puede prorrogar por un lapso similar.

En cualquier caso, «si la situación patrimonial de estas instituciones es la que dice su accionista propietario, no debería haber ningún problema. Si los resultados de la evaluación de la situación patrimonial muestran una situación diferentes, entonces se abrirán otros escenarios», dice León Parilli.

Las depósitos totales sujetos a reclamación suman alrededor de 1.100 millones de dólares, de acuerdo con las cifras dadas a conocer por el propio accionista principal Víctor Vargas Irausquín. «Más que el monto general, que es importante, lo que preocupa es el número de personas afectadas. Tenemos casos dramáticos con gente que tiene bloqueados los ahorros de toda su vida. Esa es la dimensión humana de estas situación que se debe atender», puntualiza Roberto León Parilli.

La acción colectiva de Anauco se circunscribe a los bancos sometidos a medidas administrativas en el exterior, ya que no se aprecian riesgos con la casa matriz en Venezuela. La organización, por cierto, está tratando de establecer una comunicación directa con los directivos del BOD en Caracas para agotar la vía de la negociación.

«Los escenarios que se pueden manejar dependen de los resultados que den las auditorías. En Curazao, esperamos una liquidación amigable, algo mixto donde la liquidación se haga con la participación de la directiva y el organismo regulador para que el proceso sea más transparente. Yo creo que eso puede ocurrir. Un mal escenario es que se consiga un patrimonio insuficiente. Hay que esperar, tocando la puerta y de primeros en la cola», recalca el presidente de la Alianza Nacional de Consumidores y Usuarios.

La acción colectiva es un mecanismo poderoso de organización de depositantes afectados, en este caso, porque incluye a muchos en un solo proceso. Un inversionista o ahorrista en solitario tendría muchos problemas para hacer valer sus derechos individualmente, porque requeriría asesoría especializada muy costosa, mientras que, en este proceso, es parte de un colectivo que tiene mayor capacidad de acción.

Te podría interesar también