El presidente del BBVA, Francisco González, pidió hoy apostar por la “revolución tecnológica” porque traerá beneficios en el futuro, aunque reconoció que habrá que pagar un “precio” y, por eso, el sector público y privado deben “proteger” a los ciudadanos.

González hizo esas declaraciones durante la presentación en Washington del libro “La era de la perplejidad”, décimo volumen del proyecto OpenMind, una iniciativa del BBVA destinada a contribuir a la difusión de conocimientos de manera abierta y gratuita.

En un debate en el centro de pensamiento Atlantic Council, González afirmó que el mundo está inmerso en un “periodo de transición” a raíz de la profunda transformación que conlleva la “revolución tecnológica” en todos los aspectos, incluido el sector financiero.

González reconoció que esos cambios provocan “incertidumbre y ansiedad” en los ciudadanos, pero consideró que el sector público y privado tienen el deber de “proteger” a la gente y ayudarles en ese periodo de cambio, mediante la entrega de subsidios o con entrenamiento que les permita desarrollar nuevas capacidades.

“Hay que aceptar que hay un precio, pero a largo plazo, la gente se desarrollará debido a estas tecnologías y habrá mayor progreso”, aseveró.

González participó en el debate junto al presidente y director ejecutivo del Atlantic Council, Frederick Kempe, y el director del Real Instituto Elcano, Charles Powell

Comentarios

© Banca y Negocios 2018 | Todos los Derechos Reservados | Ninguna parte de esta página ni las publicaciones que contiene podrá ser reproducida sin autorización