El escándalo Odebrecht pasa por la ruta del canal de Panamá

EFE

El escándalo Odebrecht pasa por la ruta del canal de Panamá

La Fiscalía de Panamá aseguró que España le solicitó en 2017 información sobre el ex ministro panameño Roberto Roy en el marco de la investigación en ese país por el caso de los sobornos de la multinacional brasileña Odebrecht.

En un escueto comunicado, el Ministerio Público del país centroamericano negó que la solicitud de información se cursase el pasado junio, tal y como señalan algunos medios locales, y recordó que «las asistencias jurídicas son reservadas».

«El Ministerio Público ha atendido consistentemente las rogatorias recibidas de España y seguirá atendiendo las distintas solicitudes de cooperación en materia penal, ofreciendo colaboración y reciprocidad a las autoridades extranjeras», agregó la institución sin dar más detalles.

Roy fue ministro para Asuntos del Canal y presidente del Metro de Panamá en los gobiernos de Ricardo Martinelli (2009-2014) y Juan Carlos Varela (2014-2019).

Durante su mandato se inauguraron, entre otras obras, las dos líneas de metro de la capital panameña, que fueron construidas por más de 4.000 millones de dólares por un consorcio formado por Odebrecht y la española Fomento de Construcciones y Contratas (FCC).

El exministro, que ha negado en varias ocasiones haber recibido sobornos, fue mencionado en 2017 por el abogado Rodrigo Tacla, uno de los supuestos cerebros de la trama de sobornos de Odebrecht, cuando rindió declaración ante la Fiscalía española.

El Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), con sede en Washington, reveló el pasado 25 de junio que la trama de corrupción de Odebrecht alcanzó a enormes proyectos de obras públicas no mencionados hasta la fecha en República Dominicana, Perú, Ecuador y Venezuela, entre otros.

En el caso de Panamá, donde la constructora fue durante años el principal contratista del Estado, destacan supuestos pagos de más de 18 millones de dólares en la primera línea de metro de la capital y más de 7 millones en la ampliación de Tocumen, el principal aeropuerto del país.

«Nunca he recibido pago alguno de ningún contratista. No existe, ellos me conocen bien», aseguró Roy en un comunicado tras la publicación.

Por el caso Odebrecht, que se mantiene bajo secreto de sumario, hay más de 80 imputados en Panamá, entre ellos dos hijos del expresidente Martinelli, quien se encuentra en arresto domiciliario mientras afronta un juicio por supuesto espionaje político y peculado y sobre el que pesan otras acusaciones por supuesta corrupción.

El escándalo de Odebrecht estalló en diciembre de 2016, cuando el Departamento de Justicia de Estados Unidos desveló que Odebrecht pagó cerca de 788 millones de dólares en sobornos en una docena de países latinoamericanos, de los cuales 59 millones fueron en Panamá.

La Justicia panameña validó un año después el acuerdo alcanzado entre la Fiscalía y Odebrecht, que incluye el pago de una multa de 220 millones de dólares y el archivo del caso en Panamá contra la empresa y sus antiguos directivos en el país por haber colaborado en las investigaciones.

Durante la audiencia de validación del acuerdo, la Fiscalía reveló que André Rabello, quien dirigió por varios años las operaciones de la firma en Panamá, confesó haber pagado más de 80 millones de dólares a funcionarios y particulares panameños, de los cuales 55,8 millones recayeron en los hermanos Martinelli.

Te podría interesar también