Cinco claves para cuidar tu historial crediticio

Banca y Negocios @bancaynegocios

Cinco claves para cuidar tu historial crediticio

El historial crediticio es tu identidad dentro del sistema financiero. Es la principal herramienta de los bancos para ofrecerte oportunidades de préstamos, aumento de límites de tarjeta de crédito o acceso a otro tipo de instrumentos.

En medio de la crisis que atraviesa Venezuela el crédito se ha convertido en un aliado fundamental, por lo que es cada vez más importante cuidar esa relación con los bancos. Por esa razón te ofrecemos estas cinco recomendaciones:

* Evalúa tu capacidad de pago. Antes de adquirir un préstamo o hacer un gasto con la tarjeta de crédito debes revisar que las cuotas sean de un monto que puedas pagar sin dificultad. En el caso de las líneas de crédito paralelas a la tarjeta, al momento de solicitarlas puedes ver cuánto será la mensualidad y el tiempo que tienes para pagar. Define un límite para tus pagos mensuales. Toma en cuenta otros compromisos no bancarios que puedas tener.

* Presupuesta tus pagos. Las mensualidades de los préstamos tienen una fecha fija de cobro. Con este dato y el monto podrás incluirlo en tu presupuesto de manera que ya tengas contemplado que lo que debes apartar para cumplir puntualmente con el pago. El uso de un presupuesto te ayuda también a equilibrar tus salidas con tus entradas de dinero y tomar otras decisiones financieras.

* Paga puntual. Utiliza herramientas tecnológicas o tradicionales (un post it en el espejo, por ejemplo) para recordar las fechas en las que debes hacer los pagos. Algunos bancos ofrecen la opción de programarlos. De todas formas ten en cuenta el día en que te harán el cobro para mantener el saldo necesario.

* Habla con tu banco. Puede ocurrir que por cualquier circunstancia te tengas que atrasar en los pagos de tus préstamos. En ese caso puedes acudir a tu banco para reestructurar la deuda y así no quedar en morosidad mientras puedes cancelar. Esta comunicación mostrará tu disposición a pagar y evitará dañar tu historial.

* Usa otros instrumentos de tu banco. Abre una cuenta de ahorros o corriente, regístrate en su sistema en línea. Esto último además de ser una herramienta para los pagos, mostrará que eres un cliente activo. También es importante que mantengas actualizados tus datos en sus registros.

Te podría interesar también