Asamblea Nacional aprueba reintegrar a Venezuela al Sistema Interamericano de DDHH

AFP

Asamblea Nacional aprueba reintegrar a Venezuela al Sistema Interamericano de DDHH

El Parlamento venezolano de mayoría opositora aprobó este miércoles reintegrar a Venezuela al Sistema Interamericano de Derechos Humanos -que incluye a la Comisión y Corte Interamericanas-, del que había sido excluido por el gobierno chavista en 2013.

De todas maneras, la medida resulta inaplicable pues todas las decisiones del Legislativo son consideradas nulas por el máximo tribunal, de línea oficialista, que lo declaró en desacato en 2016.

Liderada por Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela por medio centenar de países, la bancada opositora dejó «sin efecto» la denuncia de la Convención Americana sobre Derechos Humanos presentada el 10 de septiembre de 2012 por el fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013).

Además, autorizó a Gustavo Tarre, representante de Guaidó en la Organización de Estados Americanos (OEA), para que invite a la Comisión Interamericana (CIDH) a constatar la situación de derechos humanos en Venezuela y formular recomendaciones.

La CIDH y la Corte IDH son órganos adscritos a la OEA, de la que Venezuela salió formalmente el pasado 27 de abril, aunque Guaidó solicitó dejar sin efecto esta decisión, lo que fue aceptado por el secretario general Luis Almagro.

La oposición retomó su actividad parlamentaria este miércoles después de que fuerzas de seguridad le impidieran sesionar el martes, hecho que Guaidó, jefe legislativo, denunció como un intento del oficialismo por clausurar la cámara.

El Parlamento ha sido sustituido en la práctica por la oficialista Asamblea Constituyente, que rige con poderes plenipotenciarios en el país.

Un grupo de expertos designado por Almagro documentó el año pasado 1.300 «presos políticos» y -desde 2013- unas 12.000 «detenciones arbitrarias», en un informe que asegura que en Venezuela se han cometido «crímenes de lesa humanidad» desde 2014.

Te podría interesar también